Economía

Comportamiento en bonos ha sido adecuado: Banxico

Desde la percepción de Agustín Carstens, el comportamiento del mercado ha sido adecuado y que los mecanismos de formación de precios se han comportado bien, además de que no ha habido manipulación en precios de intermediación de deuda.
Reuters
14 julio 2017 0:8 Última actualización 14 julio 2017 4:55
Agustín Carstens

Agustín Carstens (Reuters)

El Banco de México no ha visto signos de una manipulación generalizada de los precios en el mercado de bonos que el regulador local investiga por supuestas colusiones, dijo Agustín Carstens.

El regulador antimonopolios, Cofece, dijo en abril que investigaba la supuesta manipulación de los precios en el mercado de intermediación de deuda gubernamental y medios dijeron que el organismo estaba apuntando hacia bancos globales que operan en México.

Bajo la lupa
La investigación de la Cofece se centra en los formadores de mercados, entre los que están Santander, BBVA, JP Morgan, HSBC, Barclays , Citigroup y Bank of America.

Cuando se le preguntó si esas prácticas eran generalizadas en México, Carstens, gobernador del banco central, dijo que “en gran medida, han estado ausentes en nuestros mercados”.

Sin embargo, subrayó que “si ha habido algunos eventos en el pasado, esos eventos no han interferido con la conducción de nuestras políticas”.

“Nuestra propia percepción es que el comportamiento del mercado ha sido adecuado y que los mecanismos de formación de precios en nuestros mercados se han comportado bien”, refirió, añadiendo que no estaba al tanto de los eventos específicos que el regulador antimonopolios estaba investigando.

Investigación
La investigación de la Cofece se centra en siete instituciones bancarias que operan como formadores de mercado.
Posición bancos
La investigación de la Cofece se centra en siete instituciones bancarias que operan como formadores de mercado.
Posición Banxico
Para el banco central, esas prácticas han estado ausentes y los mecanismos de formación de precios han funcionado bien.

En mayo, el banco central dijo que estaba preparando un nuevo código de conducta para regular las operaciones del mercado cambiario y de bonos, que entrarían en operación en el segundo semestre del año.

El código está basado en las reglas de mejores prácticas cambiarias diseñadas por el Grupo de Trabajo del Mercado Cambiario del Banco de Pagos Internacionales (BIS, por sus siglas en inglés)

El código BIS surgió luego de escándalos de manipulación del mercado en los que instituciones bancarias globales recibieron multas de miles de millones de dólares en relación con la fijación de la tasa de interés de referencia Libor y el comercio de divisas.

Carstens dijo que las nuevas reglas no prevendrán a los operadores deshonestos y subrayó que la investigación de Cofece y la decisión del banco central de lanzar el código de conducta eran cosas separadas.
“Uno (...) tenía que ver con eventos que ocurrieron en un momento muy particular en el pasado y lo que estamos (...) tratando de construir es establecer una base mucho más sólida para el desarrollo de nuestros mercados en el futuro”, dijo.

PAUSA MONETARIA

Carstens dijo que es probable que la entidad monetaria haga una pausa a la serie de siete alzas consecutivas de la tasa interbancaria referencial en su próxima reunión de política monetaria, el 10 de agosto, reafirmando el lenguaje utilizado en la última minuta de política monetaria.

La junta de gobierno incrementó la tasa en 25 puntos base hasta el actual 7.0 por ciento en su más reciente reunión de política monetaria, en la que uno de sus miembros votó a favor de mantenerla sin cambios. La política monetaria está en su nivel más restrictivo desde comienzos de 2009, con alzas que han acumulado 400 puntos.