Economía

China podría impulsar una recesión mundial: Morgan Stanley

La persistencia de la desaceleración china en los próximos años podía arrastrar el crecimiento económico global por debajo de 2 por ciento, según Ruchir Sharma, jefe de mercados emergentes de la firma.
Bloomberg
17 julio 2015 13:36 Última actualización 17 julio 2015 13:36
China

(Bloomberg)

Hay que olvidar los zapatos, los juguetes y otras exportaciones. China pronto podría tener otra cosa que ofrecer al mundo: una recesión.

Ese es el pronóstico de Ruchir Sharma, jefe de mercados emergentes de Morgan Stanley Investment Management, que dice que la persistencia de la desaceleración china en los próximos años podía arrastrar el crecimiento económico global por debajo de 2 por ciento, un límite que considera equivalente a una recesión mundial. Sería la primera caída global de los últimos 50 años sin que los Estados Unidos se contraigan.

“La próxima recesión global será responsabilidad de China”, dijo Sharma, que administra más de 25 mil millones de dólares, en una entrevista en la sede de Bloomberg en Nueva York. “En los dos próximos años, es probable que China sea la principal fuente de vulnerabilidad para la economía global”.

Si bien el crecimiento chino se desacelera, la influencia del país ha aumentado al convertirse en la segunda mayor economía del mundo. China aportó el año pasado el 38 por ciento del crecimiento global, en comparación con 23 por ciento en 2010, según Morgan Stanley. Es el mayor importador del mundo de cobre, aluminio y algodón, así como el mayor socio comercial de países desde Brasil hasta Sudáfrica.

El Fondo Monetario Internacional redujo la semana pasada su pronóstico de crecimiento global para este año a 3.3 por ciento, mientras que su estimación era en abril de 3.5 por ciento, y mencionó la debilidad de Estados Unidos. A pesar de que la entidad crediticia con sede en Washington mantuvo sin cambios en 6.8 por ciento su pronóstico sobre China, el más bajo desde 1990, dijo que las “mayores dificultades” en la transición del país hacia un nuevo modelo de crecimiento plantean un riesgo para la recuperación global. El gobierno chino estima que el crecimiento será de 7 por ciento este año.

DESEMPEÑO DE FONDOS

La economía china seguirá desacelerándose en tanto al país le cuesta reducir su deuda, dijo Sharma. Otros 2 puntos porcentuales más de desaceleración bastarían para llevar al mundo al borde de una recesión, agregó.

La expansión global, medida por paridades cambiarias, ha declinado por debajo de 2 por ciento durante cinco períodos diferentes en los últimos 50 años, en 2008-2009 por última vez. Todas las recesiones mundiales anteriores han coincidido con contracciones de la economía estadounidense.

Emerging Markets Portfolio, de mil millones de dólares, que se negocia en Estados Unidos, ha retornado 2.8 por ciento anual en los últimos cinco años hasta el lunes, lo que supera el aumento de 2.5 por ciento de la referencia para los países en vías de desarrollo de MSCI Inc., indican datos que recopiló Bloomberg.

Sharma dijo que rehúye las acciones chinas y las de países que dependen de China para crecer, entre ellos Brasil, Rusia y Corea del Sur. Se inclina por compañías del este de Europa y por países asiáticos más pequeños, como Filipinas, Vietnam y Paquistán.

El mercado bursátil chino de 6.8 billones de dólares castigó a los inversores globales la semana pasada luego de que un año de alza, acompañado de un auge del crédito y crecientes valuaciones, pusieran fin a un mercado bajista.