Economía

BM diseña préstamos para que refugiados inicien una nueva vida

El presidente del BM, Jim Yong Kim, informó que el organismo está diseñando “soluciones novedosas para facilitar el financiamiento a los refugiados con el objetivo de proveer el capital necesario para iniciar un negocio” en los países que los reciban.
Leticia Hernández Morón
08 octubre 2015 12:9 Última actualización 08 octubre 2015 13:0
Refugiados

Se trata de solución innovadora que podrían adoptar los jordanos o libaneses que en estos momentos aceptan a refugiados”, expuso durante la conferencia transmitida vía web el presidente del Banco Mundial.

Ante el desplazamiento humano entre los países del Medio Oriente, el Banco Mundial diseña un mecanismo financiero innovador para permitir que los refugiados que se asienten en países que los reciban, como Jordania o Líbano, puedan emprender un negocio y así integrarse a la base tributaria de esas economías, informó el presidente del grupo, Jim Yong Kim.

En conferencia de prensa un día antes del inicio de su reunión de otoño que se realiza en Lima, Perú, el dirigente del organismo adelantó el diseño de “soluciones novedosas para facilitar el financiamiento a los refugiados con el objetivo de proveer el capital necesario para iniciar un negocio”.

Explicó que en su naturaleza el Banco Mundial otorga préstamos a los países con base en su población; sin embargo, ante el constante movimiento de de personas que buscan refugio porque huyen de las crisis económicas y políticas en sus países de origen, se encarecería los préstamos y las posibilidades de ayuda del organismo se verían acotadas, sobre todo en su interés de conservar su calificación crediticia AAA.


“Los refugiados -como ahora los sirios- tienen el derecho de trabajar y pagar impuestos. ¿Cómo se les ayuda a crear empleos si muchos no tienen capital? Se les puede sacar un préstamo y un país comprar el interés de ese préstamo y usarlo para el desarrollo de infraestructura en su territorio. No quiero adelantar mucho pero esto crea un sistema que funciona, es una solución innovadora, que podrían adoptar los jordanos o libaneses que en estos momentos aceptan a refugiados”, expuso durante la conferencia transmitida vía web.

En los objetivos del Banco Mundial, destacó la creación de empleos y escuelas para ayudar a los refugiados pero también en la recuperación del territorios en lugares como Siria. “Vamos a ser más efectivos en el tratado de la crisis del oriente medio y los líderes no sólo están manifestándose favorablemente, sino que las políticas ofrecen una gran esperanza hacia el futuro”, apuntó.

Jim Yong Kim, presidente del Banco Mundial, expuso otros temas de interés como el cambio climático con un impacto global pero principalmente para los más pobres y en la próxima reunión de la COOP en París los países deberán definir maneras de ejercer el dinero que se tiene asignado para este fin.

“El grupo del Banco Mundial aumentará su apoyo para el cambio climático y el mundo debe establecer un precio para el carbono y aumentar el acceso a energías renovables”.

Respecto a la evasión fiscal, destacó que con la aprobación de los objetivos de desarrollo sostenible se discutió sobre las fuentes de ingresos para los países en desarrollo. “Con el FMI hemos acordado aportar apoyo técnico a todos los países y ni un solo país en desarrollo rechazo nuestra asistencia. Si los sistemas tributarios son más justos, habrá un 3.0 o 4.0 por ciento de la asistencia social al desarrollo y será una fuente de financiamiento importantísima”.

Reconoció como otro objetivo del organismo el poner fin a los flujos ilícitos que viajan a países en donde no pagan impuestos o hay instituciones débiles. “Los países en desarrollo podrán aumentar sus ingresos al poner fin a estos flujos ilícitos”.

En materia de producción de medicamentos a bajo costo, recomendó a países de América Latina adopten sistemas en donde las compañías productoras de un medicamento autorizan su producción en un país de bajo costo para distribuirlo a economías en desarrollo a menor precio.

Jim Yong Kim felicitó al gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto por la iniciativa de la creación de las Zonas Económicas Especiales para estimular el crecimiento de la región sur del país.