Economía

5 beneficios para volverse formal, según el SAT

El programa “Crezcamos Juntos” pretende incorporar a 14 millones de mexicanos a la economía formal a través de un paquete de beneficios sociales.
Redacción
18 diciembre 2014 17:45 Última actualización 18 diciembre 2014 17:49
Módulo especial economía formal.

[Cuartoscuro] "Es el nombre de México, no es sólo el de un restaurante o un chef": Juan Pablo Loza

CIUDAD DE MÉXICO.- Este año, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) inició la estrategia del gobierno federal “Crezcamos Juntos”, con el que pretende hacer que alrededor de 28.6 millones de mexicanos ingresen al Régimen de Incorporación Fiscal (RIF).

Según el paquete de facilidades y beneficios que ofrece el SAT para volverse formal son:

1. Descuento gradual de ISR. Durante los primeros 10 años, los nuevos contribuyentes tienen derecho a un descuento en el pago del Impuesto sobre la Renta (ISR). En el primer año de 100 por ciento, el segundo de 90 por ciento; el tercero de 80 por ciento, y así sucesivamente durante 10 años. El objetivo del descuento, según el SAT, es que con ello se les permite madurar como empresarios y como contribuyentes.


2. Descuento en IVA e IEPS. Quienes tienen ingresos inferiores a 100 mil pesos al año tienen descuento de 100 por ciento en los primeros 10 años para que utilicen esos recursos en sus negocios, y lo puedan potenciar.

3. Subsidio de cuotas al IMSS. Al inscribirse al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), según el programa “Crezcamos Juntos”, se hacen acreedores de un subsidio en sus cuotas obrero-patronales en los primeros 10 años, y podrán recibir servicios médicos y sociales como atención médica en caso de enfermedad o maternidad, seguro por invalidez y riesgos de trabajo, cobertura en vida, vejez y cesantía.

4. Guarderías, pensión para el retiro e Infonavit. Al estar registrados en el SAT, los contribuyentes tienen acceso a guarderías del Estado para los hijos de los trabajadores, una pensión para el retiro y créditos a la vivienda a través del Infonavit, con tasas de interés que van de 10.5 a 12 por ciento.

5. Apoyos a Pymes. Para pequeños empresarios, el SAT ofrece apoyos económicos a través del Instituto Nacional del Emprendedor, créditos de la banca comercial para los negocios y sus empleados, con la garantía de Nacional Financiera, y acceso a los programas de capacitación en el trabajo a través de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, así como inscripción al Infonacot.