Economía

Aumentan 1% impuestos sobre los salarios entre 2010 y 2014: OCDE

En 2014, la carga fiscal para el trabajador promedio en todos los países de la OCDE aumentó en 0.1 de un punto porcentual a 36 por ciento.
Redacción
14 abril 2015 11:11 Última actualización 14 abril 2015 11:11
Empleo

(Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- Los impuestos sobre los salarios aumentaron alrededor de 1 punto porcentual para el trabajador promedio en los países miembros de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) entre 2010 y 2014.

No obstante, la mayoría de los gobiernos no aumentó las tasas de impuestos sobre la renta en las leyes, de acuerdo el reporte Impuestos a los Salarios realizado por la OCDE.

“Durante este periodo la carga fiscal aumentó en 23 países de la OCDE y bajó en 10 naciones”.

La mayor parte del aumento en los impuestos resultó del hecho que los salarios aumentaron a una velocidad mayor que las amortizaciones y créditos fiscales. En 2014, únicamente siete países tuvieron en sus leyes tasas de impuestos sobre la renta para trabajadores con ingresos promedio por encima de las vigentes en 2010, y en seis países, estuvieron por debajo.

En 2014, la carga fiscal para el trabajador promedio en toda la OCDE aumentó en 0.1 de un punto porcentual a 36 por ciento, aunque ningún país de la OCDE aumentó su tasa de impuesto sobre la renta en las leyes para el trabajador promedio. La carga fiscal aumentó en 23 de los 34 países de la OCDE, bajó en nueve y permaneció sin cambio en dos.

Uno de los resultados más sorprendentes de este análisis es que, a diferencia de la mayoría de los países de la OCDE, los pagos familiares desempeñan un papel pequeño o no tienen efecto en la reducción de la carga fiscal para trabajadores con hijos, en estas economías que no forman parte de la OCDE.

Asimismo, informó que las cargas fiscales promedio más elevadas para trabajadores solteros sin hijos que perciben el salario promedio en su país, se observaron en Bélgica (55.6 por ciento), Austria (49.4 por ciento), Alemania (49.3 por ciento) y Hungría (49.0 por ciento). Las más bajas fueron en Chile (7 por ciento), Nueva Zelanda (17.2 por ciento), México (19.5 por ciento) e Israel (20.5%).

Las cargas fiscales más elevadas para familias con un solo ingreso y con dos hijos fueron Grecia (43.4 por ciento), Bélgica (40.6 por ciento) y Francia (40.5 por ciento). Nueva Zelanda tuvo la carga fiscal más baja para estas familias (3.8 por ciento), seguida de Chile (7 por ciento), Suiza (9.8 por ciento) e Irlanda (9.9 por ciento). El promedio para los países miembros de la OCDE fue de 26.9 por ciento.