Economía

Asesor de Calderón gana más que gobernadores: 192 mil al mes

Tomislav Lendo Fuentes, exasesor del presidente Felipe Calderón, percibe con cargo al erario 192 mil 530 pesos mensuales, sueldo apenas 8 por ciento inferior al del Presidente de la República y 6 por ciento menor al de un secretario de Estado.
Yuridia Torres
04 febrero 2015 0:44 Última actualización 04 febrero 2015 6:32
calderón

El equipo del ex presidente Felipe Calderón incluye a 19 asesores por los cuales el 
el gobierno paga al mes 817 mil pesos. (Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- Además de las pensiones que el gobierno paga a los exmandatarios también se hace cargo del personal que éstos tienen a su servicio y en algunos casos su remuneración equivale a la de los funcionarios de mayor nivel de la administración pública.

Este es el caso de Tomislav Lendo Fuentes, quien percibe 192 mil 530 pesos al mes y su trabajo es asesorar y asistir al expresidente Felipe Calderón Hinojosa.

Consulta el interactivo: Pensiones millonarias y cientos de miles en asesores:

Su percepción es mayor a la que recibe Ardelio Vargas, comisionado del Instituto Nacional de Migración, que alcanza 189 mil 944 pesos e igual a las del vocal ejecutivo del Fovissste, José Reyes Baeza.
Además supera con creces la remuneración de algunos gobernadores, como el de Jalisco, que percibe 166 mil pesos, o el de Sonora, con 108 mil pesos.


Su ingreso es apenas 8 por ciento inferior al del Presidente de la República y está 6 por ciento por debajo del de un secretario de Estado o un exmandatario.

Es uno de los 19 asesores que el expresidente Felipe Calderón tiene y por los cuales el gobierno paga al mes 817 mil pesos.

Las referencias que se tienen de Tomislav es que de 2004 a 2012 fungió como director general de discurso durante el mandado de Felipe Calderón. Antes fue director general adjunto de Desarrollo Social y Humano en la Presidencia durante la administración de Vicente Fox.

NÓMINA ONEROSA
El equipo de asesores que Calderón Hinojosa tiene es uno de los más onerosos. Vicente Fox Quesada, su antecesor, tiene a su cargo 20 personas y por las cuales se erogan 472 mil pesos mensuales.

El grupo de asesores de Ernesto Zedillo Ponce de León es el más pequeño y menos costoso, ya que tiene sólo tres colaboradores por los que se paga un total de 51 mil 354 pesos mensuales, según datos proporcionados por la Oficina de la Presidencia solicitados por El Financiero, a través del Instituto Federal de Acceso a la Información y Protección de Datos (IFAI).

Con Calderón Hinojosa, los salarios más altos de sus asesores, después de Tomislav, son de 95 mil 354 pesos, de Gloria Escobar Garibay y Jairo Jiménez Santiago.

Con Fox, el salario más elevado corresponde a María Cecilia Ramírez Arámbula, quien percibe 119 mil 670 pesos cada mes y el segundo salario más alto es de 47 mil 974 pesos para Lorena García Reyes y María Magdalena Aguirre Navarro.

Por los 42 asesores que laboran con los tres últimos presidentes de México se paga en total 1.34 millones de pesos al mes, unos 16.1 millones de pesos al año.

Además de estas remuneraciones, al presupuesto de expresidentes también se destinan recursos que se asignan a la compensación que se otorga al personal militar del Estado Mayor Presidencial.

GASTOS DEBEN REVISARSE
Ivonne Acuña Muriño, académica del departamento de Ciencias Sociales y Políticas de la Universidad Iberoamericana, resaltó que los recursos que se erogan tanto por los equipos de asesores, así como el personal de seguridad que cuida a los expresidentes deberían someterse a una revisión.

Sin bien, es importante que un exmandatario cuide su imagen dentro del país y ante el extranjero, deberían aplicar medidas de austeridad y limitar el número de personas que están a su cargo, propuso.

“Tenemos 80 millones de personas con algún tipo de pobreza y en un país que no logra superar el estancamiento económico, realmente es un escándalo lo que perciben los asesores de los expresidentes y a esto se debe sumar lo que se gasta en los equipos de seguridad con los que ellos cuentan”, resaltó la especialista.

Añadió que en un país con las condiciones de México, es irrisorio que exista un abismo entre lo que continúan ganando los expresidentes y funcionarios con lo que gana la población. En su opinión, es necesario que en el país se implemente una instancia que fiscalice lo que los funcionarios ganan.