Bajío

Tequisquiapan, con         un déficit financiero         de 53 mdp

Como parte del proceso de entrega-recepción que se lleva a cabo en el municipio de Tequisquiapan, la autoridad local reporta un déficit financiero de 53 millones de pesos.
LOURDES DURÁN PEÑALOZA
23 octubre 2015 11:50 Última actualización 23 octubre 2015 11:50
Tequisquiapan

La nueva administración de Tequisquiapan continúa aún revisando diversas áreas del gobierno municipal. (Foto: Cortesía)

QUERÉTARO, Qro.— Como parte del proceso de entrega-recepción que se lleva a cabo en el municipio de Tequisquiapan, la autoridad local reporta un déficit financiero de 53 millones de pesos.

“Encontramos un boquete en el que hasta el día de hoy llevamos 53 millones de pesos, pero aún falta revisar en diferentes áreas para determinar realmente la situación en que se encuentra el municipio”, afirmó el alcalde de la demarcación, Raúl Orihuela González.

Desvío de recursos mediante conceptos como gasolina, presencia de aviadores (se detectó el caso de al menos ocho personas que no desempeñaban ninguna actividad en el municipio) y una nómina inflada son algunas de las cuestiones referidas por el alcalde tequisquiapense.


En cuestión de nómina, Orihuela dio a conocer que se detectó el caso de un chofer con un sueldo de 50 mil pesos mensuales, “más alto que el del mismo presidente municipal”.

De acuerdo con el edil, el gobierno de Antonio Macías —su antecesor—, liquidó nada más a los empleados de primer nivel, por lo que llevarán a cabo más recortes de personal. En la guardia municipal ya habrían sido dadas de baja al menos 20 personas.

“Queremos transparencia, queremos compromiso con la población, y así lo vamos a hacer. ¿De qué nos sirve tener elementos que realmente no están comprometidos? Vamos a recuperar ese número de policías, pero policías que tengan la capacidad y la responsabilidad de hacer un trabajo efectivo para la población.”

El alcalde aclaró, no obstante, que en ningún momento se actuará de manera irresponsable.

En este sentido, dijo que la nómina se ajustará a las personas que realmente trabajen y estén comprometidas con el municipio a su cargo.