Bajío

Guanajuato rechaza el proyecto del Corredor Central del Bajío

El gobierno municipal de Querétaro ya fue informado de que el estado de Guanajuato no está de acuerdo con el proyecto. La promoción económica debe ser estatal y regional, no de sólo algunos municipios, dice Guillermo Romero.
PERLA OROPEZA BERBER
11 diciembre 2015 9:4 Última actualización 11 diciembre 2015 9:12
Guillermo Romero Pacheco

Guillermo Romero Pacheco, secretario de Desarrollo Económico Sustentable de Guanajuato. [Especial]

LEÓN, Gto.-- El gobierno del estado de Guanajuato rechaza de plano la propuesta de Corredor Central del Bajío lanzada por el municipio de Querétaro, que tendría como objetivo aglutinar en una sola marca a 16 localidades de la región, con el propósito de impulsar el crecimiento económico y la inversión en los sectores industrial, comercial y de servicios.

Consultado sobre el tema, el titular de la Secretaría de Desarrollo Económico Sustentable (SDES) guanajuatense, Guillermo Romero Pacheco, fue tajante:

“No estamos de acuerdo. A mí me llegó un oficio, lo consultamos, lo analizamos, y no es la idea. Lo que se requiere es ir más allá, hacer una región o zona. Tenemos que tratarlo como estados y como región Bajío, no tenemos que dividirnos, sino más bien sumar.”


De hecho, añadió, “ya estamos constituidos como la región Centro-Occidente o la región Bajío, consideramos que es más viable hacer esto entre Querétaro, San Luis Potosí, Aguascalientes, Jalisco, incluso puede entrar hasta Zacatecas o Colima, y no podemos hablar nada más de algunos municipios, sino de estados o regiones.”

A las autoridades municipales de Querétaro, indicó Romero Pacheco, “ya se les hizo saber que no iríamos a firmar municipio por municipio, e inclusive hablamos con los alcaldes”.

El plan de Corredor Central incluye a 16 municipios, de los cuales siete son guanajuatenses
: Apaseo el Alto, Apaseo el Grande, Celaya, Irapuato, San Miguel de Allende, Salamanca y Villagrán. Uno es de Hidalgo (Tepeji del Río), tres son mexiquenses (Aculco, Jilotepec y Polotitlán) y cinco son de Querétaro (la capital, San Juan del Río, Pedro Escobedo, El Marqués y Corregidora).

De acuerdo con el alcalde de Querétaro, Marcos Aguilar Vega, se trata de una propuesta ambiciosa nunca antes vista en el país, basada en tres proyectos exitosos en el mundo: el Corredor del Henares, en España; el de la zona centro septentrional de Ecuador; y el Corredor Biológico de Honduras.

Cuestionado al respecto Antonio Arredondo Muñoz, alcalde de Salamanca –municipio incluido en el proyecto-, indicó que su gobierno se encuentra analizando la propuesta.

“Es un proyecto que apenas se presentó, está en proceso de análisis, de maduración, pero la intención es capitalizar todo lo bueno que se pueda tener en beneficio de los guanajuatenses, salmantinos, queretanos, etcétera.

“Creo que es un área de oportunidad muy importante, muy fuerte. Este corredor ayudaría a conectar lo que es el corredor industrial que tenemos en Guanajuato -León, Silao, Salamanca, Irapuato y Celaya- y la intención es correrlo a Apaseo y todo lo que va a conectar con la región que corresponde a Querétaro y los municipios aledaños, que ya están prácticamente pegados al desarrollo y crecimiento que está teniendo el estado de Guanajuato.

Descartó que un proyecto como éste genere disputas entre los municipios. “La llegada de empresas a la región siempre es benéfica, se detonan regiones.”

Por su parte, el alcalde de León, Héctor López Santillana, dijo que más allá de los celos entre municipios –pues León no fue considerado en el proyecto del corredor- se tiene que generar competitividad. Este tipo de propuestas se entienden, añadió, porque una parte importante del futuro industrial y económico de Querétaro va a depender de Guanajuato.

“Aquí está la base de la proveeduría, Querétaro ha hecho tan bien las cosas que su mercado laboral está incrementándose, su apuesta por el sector aeronáutico es muy positiva pero esto está generando un incremento muy fuerte en los costos de operación de Querétaro y por lo tanto el desarrollo de la red de proveeduría se va a conectar con Guanajuato y la capital económica de Guanajuato es León.