Bajío
ENTREVISTA

El sector franquicias frena su crecimiento en Querétaro

El entorno económico y el proceso electoral dejó proyectos varados, dijo en entrevista Jesica Bravo, vicepresidenta de Consolidación de Negocios y Franquicias de la Canaco en el estado.
SIRSE ROSAS
06 julio 2015 12:49 Última actualización 06 julio 2015 13:3
Jesica Bravo

Jesica Bravo. Vicepresidenta de Consolidación de Negocios y Franquicias de la Canaco Querétaro. [PO]

QUERÉTARO, Qro. El sector de las franquicias, como la mayoría de los sectores, frenó su crecimiento durante los primeros meses del año, debido a factores económicos y el proceso electoral, informó Jesica Bravo, vicepresidenta de Consolidación de Negocios y Franquicias de la Cámara Nacional de Comercio en Querétaro (Canaco).

Aunque sí se presentó un crecimiento, el repunte fue de apenas 2 por ciento en cuanto al número de marcas que buscan replicar su firma, pero no así en la llegada de nuevas franquicias.

Es poco movimiento, los proyectos se estancaron, pero las personas siguen pensando en franquiciar sus firmas. “No han llegado nuevas franquicias, pero se están desarrollando al menos siete en este formato”.

Se trata, precisó, de marcas queretanas, sólo siete de las 20 que se tenía previsto impulsar en este año, cifra que no superará las 12 al cierre de año.

“Se había hablado de 20, pero ya nos ganó el tiempo, el proceso electoral lo frenó por la mentalidad de los empresarios de esperar apoyos por parte de gobierno, además de la inestabilidad económica del país, más la situación de elecciones; porque está el factor de no arriesgar el dinero, ser prudentes y esperarse”, agregó.

Otro de los factores que influirán para no alcanzar esta meta durante el segundo semestre está el cambio de administraciones, porque del actual gobierno “sabemos que no estamos esperando nada y de los nuevos, de aquí a que lleguen y se acomoden, pues tampoco”.

CONSOLIDACIÓN


Indicó que en lo que va del año la oficina de consolidación ha recibido la visita de al menos 20 firmas que tienen la inquietud de desarrollarse como franquicia; sin embargo, no todas están listas para dar ese paso, por lo que las están preparando, analizando y capacitando para que alcancen un punto replicable.

Desde el primer acercamiento con la oficina de consolidación, explicó, se les realiza un prediagnóstico con base a una serie de preguntas puntuales, para conocer la situación actual de la empresa en cuanto a registro de marca, imagen, proveedores, cuestiones legales, etcétera.

“Nosotros les decimos cuales son las áreas que ya tienen bien consolidadas y cuáles son un nicho de oportunidad que debe fortalecerse. Una vez que se tiene esto, empezamos a reestructurar la empresa, acompañados de especialistas y asesores para cada una de las áreas”, expuso.

Al término de esta consolidación, abundó, la empresa está preparada para replicarse, aunque no necesariamente tiene que ser bajo el modelo de franquicia.

“Puede ser por licenciamiento, es decir, cómprame la licencia y trabajamos de la mano; por sociedad, con un inversionista; o por negocios propios. Hay otras formas de replicar un negocio”, dijo.

Una vez que han concluido esta etapa de fortalecimiento, y hayan operado otro punto de venta por al menos un año, entonces ya se invita a que sigan creciendo bajo la estructura que ellos quieran, concluyó.