Bajío

Egresados universitarios, sin cultura de trabajo

El sector industrial de Querétaro buscan trabajadores que sepan “ensuciarse las manos”, por lo que en muchas ocasiones aprecian más a un técnico que a un ingeniero, afirmó la Canacintra local.
matricero

Entre las especialidades que más demanda el sector industrial de Querétaro están la matricería y las manufactura avanzada. (Foto: Bloomberg)

QUERÉTARO, Qro.— Además de la especialización de procesos que demanda el sector productivo, es necesario que los jóvenes egresen con una mayor cultura del trabajo, principalmente aquellos que salen de universidades particulares, indicó el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) local, Jesús Calderón Calderón.

Si bien reconoció que existe una alta demanda de personal capacitado, específicamente en cuestiones de manufactura, es más alta la necesidad de personal que sepa “ensuciarse las manos”, por lo que existe una mayor apreciación de quienes egresan con un título de técnicos sobre aquellos que tienen una licenciatura o ingeniería.

“Hay muchas industrias que aprecian más a los técnicos, debido a que un ingeniero, sobre todo de instituciones privadas, llegan a la empresa con un halo de grandeza; y cuando recibes un TSU (técnico superior universitario), es un chavo que sí sabe que tiene que ensuciarse las manos y entrarle al trabajo de campo. Por eso son más valiosos, es cultura de trabajo”, explicó.


Afirmó que muchas universidades privadas generan profesionistas vendiéndoles la idea de que “van a ser los líderes del mundo”, sin conocer a fondo los procesos de cada industria; además, brindan a sus alumnos conocimientos generales, y es hasta que empiezan a trabajar que reciben la especialización y la capacitación que requiere cada industria.

“Por eso todos los estudiantes deberían egresar con la mentalidad de que van a empezar a aprender cuando salga de la universidad, no va a conquistar el mundo, primero tienen que aprender, entrando desde abajo”, recalcó.

En cuanto a las especialidades que está demandando el sector productivo, señaló que en la industria de la transformación del estado requiere matriceros.

“Ahora que estamos con el Instituto Queretano de Moldes y Herramentales, les preguntamos a los jóvenes si saben lo que es matricería y nadie sabe; es el arte de elaborar las herramientas que fabrican todo, y aquí en Querétaro no sabemos fabricar nada, no tenemos técnicos preparados”, afirmó.

“Si queremos tener buenos matriceros, los tenemos que enseñar; pero ¿cuál es el fenómeno que pasa en Querétaro? Que cuando una empresa se dedica a esa labor, muchos están esperando a que el trabajador regrese de esa capacitación y entonces se lo piratean”, añadió.

Otro de los requerimientos del sector es de especialistas en manufactura, ya que actualmente las universidades están preparando personal bajo un esquema denominado Manufactura de Clase Mundial; sin embargo, es un concepto que está pasando a la historia, ya que en los países avanzados se habla ya de Manufactura Avanzada.

Los pasos para la Manufactura Avanzada son: investigación, diseño para hacer procesos, implementación industrial y fabricación o producción avanzada.

Asimismo, Calderón Calderón señaló la necesidad que se informe mejor a los jóvenes sobre las necesidades del mercado productivo, para que hagan una mejor elección de carrera.

“Los chavos no saben lo que está demandando el sector productivo y tenemos un déficit de técnicos. A medida que se les oriente sobre las oportunidades en la industria y el requerimiento social, esto se irá abatiendo, porque este déficit acarrea una elevación del costo de los técnicos e ingenieros que contratamos, y si es el técnico o ingeniero se ha especializado, es muy valioso en la industria”, concluyó.