Bajío
OPINIÓN

Criptomonedas, blockchain y su impacto en la sociedad

La nueva tecnología abre camino a la democratización de diversos servicios que al día de hoy están centralizados, lo que los hace poco confiables y costosos.
Rocío Aldeco Pérez*
04 diciembre 2017 11:0 Última actualización 04 diciembre 2017 11:13
Bitcoin

Bitcoin [Pixabay]

Seguramente todos recuerdan los diversos delitos de cuello blanco relacionados con fraude, quiebra o malversación de fondos tanto en el sector público como en el privado. Todos estos actos tienen en común la concentración de la toma de decisiones en un individuo o institución, que se enriquece a costa de otros y realiza dichos delitos para no perder esta riqueza.

Éste es un ejemplo claro en el cual la centralización genera desventajas importantes, debido a que cuando corrompemos a esta única entidad, el sistema completo se ve afectado o es corrompido.

Como respuesta a esta situación, en 2008 una persona que usa el pseudónimo de Satoshi Nakamoto creo de manera conceptual “blockchain”. Esta tecnología tiene como principal objetivo distribuir este poder usando evidencias digitales. Así, varios usuarios que son testigos de una acción digital (por ejemplo, una transacción financiera) generan evidencia de dicha transacción y la almacenan en un bloque especial.

Este bloque es ahora parte integral del objeto que se intercambió en la transacción (en este caso, dinero). Cuando este objeto se vuelva a intercambiar, se generará un nuevo bloque, creando una cadena de bloques. De ahí el nombre “blockchain” (cadena de bloques).

Esta cadena de bloques contiene evidencia digital de todas las transacciones que este objeto ha sufrido y pueden ser verificadas con la intención de no recibir un objeto falso. De esta manera, no es necesario confiar en una persona o institución que centraliza estas evidencias, sino que todos los usuarios son testigos de estas acciones digitales y aprueban su realización.

Blockchain tiene una diversidad de aplicaciones, la más conocida, las criptomonedas como Bitcoin o Ethereum. En este contexto no existe una institución financiera que vigile las transacciones realizadas, son todos los usuarios los que de manera orgánica lo hacen.

Esta tecnología abre camino a la democratización de diversos servicios que al día de hoy están centralizados, lo que los hace poco confiables y costosos, ejemplos son los servicios de notaría digital, voto electrónico o contratos digitales. Esto además prevendrá de manera notoria la realización de más delitos de cuello blanco.

*Directora del Departamento Regional de Computación y Mecatrónica, Escuela de Ingeniería y Ciencias Región Centro, Tecnológico de Monterrey Campus Querétaro.
raldeco@itesm.mx