Bajío

Cierra 20% de las empresas dirigidas por mujeres en Guanajuato

La reforma fiscal, el alza del dólar y la falta de incentivos han afectado a las empresarias locales, que ahora trabajan para generar más valor agregado y con ello resarcir la situación.
ROCÍO HERNÁNDEZ MONREAL
20 octubre 2015 13:35 Última actualización 20 octubre 2015 13:36
Luz Graciela Rodríguez Martínez

Luz Graciela Rodríguez Martínez, presidenta de la Asociación Mexicana de Mujeres Jefas de Empresas (AMMJE) capítulo León. (Foto: Rocío Hernández)

LEÓN, Gto.— La reforma fiscal, el alza del dólar y la falta de incentivos para los negocios bien establecidos han provocado que el 20 por ciento de las empresas dirigidas por mujeres terminen por cerrar, con lo cual se oscurece aún más el panorama económico del país, aseveró Luz Graciela Rodríguez Martínez, presidenta de la Asociación Mexicana de Mujeres Jefas de Empresas (AMMJE) capítulo León.

“Muchas de nuestras socias están muy preocupadas por la situación que se ha venido dando en el pago de impuestos, porque además ya no están vendiendo lo mismo que antes y esto es preocupante sobre todo por los empleos que se van perdiendo”, agregó.

Señaló que están conscientes de que se viene un panorama difícil en lo económico y por ello, lo que se pretende es capacitar y trabajar de manera conjunta para generar más valor agregado.



“La reforma, en lugar de venir a incentivarnos, ha venido a cerrar algunos de los negocios y tenemos que buscar de qué manera generar más alternativas de ingresos para la mujer empresaria”, puntualizó la representante sectorial.

Añadió que el reto está en diseñar nuevas estrategias para hacer frente a los cambios que se establece en la reforma, pero en el intento se están perdiendo empresas de mujeres.

Los impuestos siguen elevándose cada día más y no hemos dejado de pagarlos, al contrario los pagamos de manera puntual, pero necesitamos más incentivos para poder seguir creciendo y apoyar nuevas fuentes de empleo”, insistió.

Informó que aunque han tenido acercamiento con las autoridades del Servicio de Administración Tributaria (SAT), hasta el momento sólo les han dado largas.

Destacó la importancia de que las empresarias locales desarrollen estrategias y sigan innovando, ya que también se tiene el reto de adecuarse a una población cambiante, que ya no tiene los mismos hábitos de consumo; esto con el fin de evitar que las ventas sigan bajando.

En lo que se refiere a la exportación, comentó que el alza del dólar ha afectado a quienes importan insumos, como en los giros de manufactura. Puso como ejemplo el caso de una empresaria que vende pasto, y que compró camiones desde enero pasado; sin embargo, al solicitar un segundo pedido, el costo de éste se triplicó, y como la venta ya estaba hecha, no pudo cargar el incremento al cliente.