AFTEROFFICE
culturas

Rufino Tamayo, el astro en subasta de arte latinoamericano en NY

Las sandías del pintor mexicano Rufino Tamayo fueron las 'reinas de la noche' del martes en la subasta de arte latinoamericano de Christie's en Nueva York. La dos pinturas del maestro oaxaqueño recaudaron en conjunto casi 4.5 millones de dólares.
AP
23 noviembre 2016 13:10 Última actualización 23 noviembre 2016 13:26
'Sandías' facturó 2 millones 167 mil 500 dólares en Christie's. (AP)

'Sandías' facturó 2 millones 167 mil 500 dólares en Christie's. (AP)

NUEVA YORK.- Con dos pinturas de sandías que recaudaron en conjunto casi 4,5 millones de dólares, Rufino Tamayo fue el astro de las subastas de arte latinoamericano del martes en Nueva York.

La obra del maestro mexicano Sandías y naranja se vendió en Sotheby's por 2 millones 292 mil 500 dólares, mientras que su pintura Sandías facturó 2 millones 167 mil 500 dólares en Christie's. Ambas superaron sus estimados de entre 1.2 y 1.8 millones y fueron los lotes mejor vendidos de cada casa.

Sandías y naranja, ejecutada en óleo y arena sobre lienzo de 101 por 81 centímetros (39 3/4 por 31 1/2 pulgadas) y firmada en 1957, llegó a formar parte de la colección privada de la extinta estrella de Hollywood Audrey Hepburn. Sandías, un óleo sobre lienzo de 1969 de 80 por 99.7 centímetros (31 ½ por 39 ¼ pulgadas), provenía de la Colección de la Familia Lewin.

El artista colombiano Fernando Botero también se destacó en los remates. Su monumental escultura de bronce Man on a Horse fue adquirida por 1 millón 824 mil 500 dólares, muy por encima del precio de venta estimado en entre 800 mil y 1.2 millones, en Sotheby's. La casa también vendió su pintura Homage to Bonnard, un desnudo de gran escala, por 1 millón 392 mil 500 dólares, sobre el estimado de 600 mil  a 800 mil.

La Niña con collar de la mexicana Frida Kahlo, un retrato de 1929 cuyo paradero se desconoció durante décadas, se vendió por casi dos millones de dólares junto con una fotografía en blanco y negro tomada por la amiga de la artista Lola Álvarez Bravo, el único registro conocido de la obra hasta que el propietario acudió a Sotheby's el verano pasado.

La joven en el cuadro, que parece tener unos 14 o 15 años, luce el collar de jade de la artista y posiblemente sus zarcillos, dijo Axel Stein, director del departamento de arte latinoamericano de Sotheby's, en una entrevista reciente. También luce unas cejas oscuras y pobladas muy similares a las de la artista. La obra mide 57 por 46 centímetros (22 1/2 por 18 1/4 pulgadas).

Las subastas de arte latinoamericano de ambas casas continuaban el miércoles.