AFTEROFFICE
BUENA VIDA

El verdadero valor del diseño de interiores

En México, el negocio del diseño de interiores ha crecido en los últimos 15 años porque la gente ha descubierto que es una herramienta para potenciar el uso del espacio, afirman las arquitectas mexicanas Erica Krayer y Ofelia Uribe. 
Eduardo Bautista
18 marzo 2015 19:14 Última actualización 19 marzo 2015 5:0
Uribe Krayer hace que los espacios sean más bellos y placenteros. (Cortesía)

Uribe Krayer hace que los espacios sean más bellos y placenteros. (Cortesía)

El diseño de interiores no sólo sirve para embellecer un espacio: también le otorga plusvalía a la propiedad y hace que la vida sea más sencilla y placentera, aseguran las arquitectas mexicanas Erica Krayer y Ofelia Uribe, quienes desde 1999 trabajan juntas en Uribe Krayer, una empresa dedicada al diseño corporativo, hotelero, residencial y restaurantero.

Para ellas, el negocio ha crecido de manera importante en los últimos 15 años. “Cuando empezamos, la mayoría de los mexicanos creía que el diseño de interiores era una cuestión de lujo. Sin embargo, hoy se ha pluralizado; muchos ya saben que una casa bien diseñada es una inversión”, afirman.

Uribe Krayer busca satisfacer las necesidades y gustos del cliente a través de un concepto que fusiona la profundidad artística con la sofisticación del diseño. 

1
   

    

Uribe Krayer

“Nos gusta mucho la interdisciplina. Trabajamos con muchos artistas y diseñadores industriales; su participación enriquece nuestros proyectos. También colaboramos con artesanos de distintas zonas del país. Nuestras ideas son mejor desarrolladas en sus manos hábiles y herederas de tradiciones milenarias. De esta forma, sumamos las técnicas comunitarias al discurso contemporáneo y, de paso, hacemos que los artesanos se reinventen y valoren más su oficio”, señala Uribe.

Lograr que un espacio sea estético y útil no es tarea fácil, admiten las emprendedoras. El color –dicen– es un elemento fundamental. Éste debe ser seleccionado con base en distintos elementos, como los gustos del cliente o la cantidad de luz.

Hace un par de semanas, Ofelia y Erica participaron en el programa Trends 2015 de ColorLife, organizado por Comex en Monterrey. Ahí concluyeron –junto con otros 11 profesionales de las artes plásticas– que las tendencias del color de este año se inclinan hacia el balance, la libertad y la vitalidad. “El color está relacionado con las emociones humanas. Siempre debe guardar una relación estrecha con la personalidad del individuo”, considera Krayer.

Tocar el corazón del cliente a través de un espacio cómodo, alegre y bello es uno de sus principales objetivos. Pero también hay otro, no menos importante: trasladar la esencia de una persona al espacio en que va a desarrollar su vida.

“Nosotras somos de la idea de que un lugar no sólo debe ser funcional, también se deben cumplir ciertas reglas estéticas que hagan sentir bien al cliente. En una oficina, por ejemplo, de nada sirve que todo sea vea muy bonito si el espacio no te invita a ser productivo. Para estos casos, el uso correcto del color, la iluminación natural y la ventilación son elementos de gran trascendencia”, comenta Erica.

Uribe Krayer es una empresa con experiencia internacional. Ha desarrollado proyectos residenciales y hoteleros en Grecia, Nicaragua y Estados Unidos. Actualmente, el proyecto más importante que tiene es el diseño del Hotel Four Seasons en Careyes, Jalisco, el cual tardará en concretarse de uno a dos años.

1
   

    

Uribe Krayer
1
   

    

Uribe Krayer