AFTEROFFICE
CULTURAS

El poder sanador de El Mesías, de Händel

El Mesías devolvió a su autor, Georg Friedrich Händel, la vitalidad para componer tras sufrir un derrame cerebral, y al mismo tiempo fue lo último que escuchó al morir, durante una función. Este jueves a las 20:00 horas se presenta en Bellas Artes.
Rosario Reyes
14 diciembre 2016 18:59 Última actualización 14 diciembre 2016 19:2
El oratorio se presentará el jueves 15 de diciembre en Bellas Artes a las 20:00 horas. (Facebook INBA)

El oratorio se presentará el jueves 15 de diciembre en Bellas Artes a las 20:00 horas. (Facebook INBA)

Este oratorio, que habitualmente se escenifica en la temporada navideña, fue tan significativo para su autor, que lo regresó a la composición luego de haber sufrido un derrame cerebral y fue lo último que escuchó en vida.

Cuenta la soprano Lucía Salas, solista en el montaje de la obra que tiene lugar este jueves en el Palacio de Bellas Artes, que Georg Friedrich Händel murió en una función de esta pieza.

“Para Häendel significó sanación y salvación”, agrega la artista. “Él renegaba de su existencia, sin sentido si no podía seguir creando y de pronto llega a su casa un paquete con el texto de El Mesías que le mandaba Charles Jennens, quien había trabajado con él en anteriores oratorios, para que le pusiera música a su escrito que se llamaba originalmente Oratorio sagrado”.

El compositor, al leer el texto, es tocado en su corazón y empieza a escribir frenéticamente. Creó la música en sólo 22 días y con esta obra resurgió.

“Volver a trabajar, a tener éxito profesional, porque venía de una racha bastante oscura en ese sentido, para Häendel representó sanar y entrar en otra dimensión, me parece, porque había tenido éxito, pero la enfermedad y todas las carencias que tuvo después, lo hicieron entrar en un contexto más espiritual, más profundo. Él murió precisamente en una representación de El Mesías, para ese entonces, ya había perdido la vista por un accidente en un carruaje, por eso es muy significativa para su persona. Para mí, a nivel espiritual, interpretarlo es un consuelo”, asegura la soprano.

“En nuestro contexto actual, aunque el panorama se ve bastante oscuro en economía, seguridad, política, aún podemos tener esperanza. Tener miedo es lo peor que podríamos hacer en este momento, como sociedad y personalmente. Hay que buscar en lo profundo de nuestro ser la fortaleza para salir adelante en todos los sentidos, no sabemos que traiga el día de mañana, pero podemos tomar las palabras de esta obra y de eso sostenernos, de lo más profundo de nuestros valores, de nuestras convicciones, lo que han dejado en nosotros nuestros antepasados. Nunca la hemos tenido fácil en este país y todos en nuestra vida hemos pasado por buenos y malos momentos, pero tenemos una fortaleza que va más allá de nuestro entendimiento: la esperanza”.

El oratorio dividido en tres partes, se estrenó en Irlanda en 1742. Se presentará en Bellas Artes bajo la dirección musical de James Burton, dirección coral de John Daly Goodwin, con los cantantes Lucía Salas, soprano, Lydia Rendón, mezzosoprano, Enrique Guzmán, tenor y Arturo López Castillo, bajo, con la Orquesta y Coro del Teatro de Bellas Artes.

Acude:

Qué: El Mesías de Häendel
Dónde: Palacio de Bellas Artes, Avenida Juárez 1, Centro Histórico
Horario: Jueves 15 de diciembre, 20:00 horas
Localidad: $180 a $370