AFTEROFFICE
buena vida

Comodidad a tus pies

Desde el color y el estampado hasta el tamaño y el tipo de uso, existe una compañía en México que te permite crear tu propio tapete. Es un innovador sistema modular que te solucionará este problema en tu casa u oficina.
Rosario Reyes
28 junio 2016 21:48 Última actualización 29 junio 2016 5:0
Gracias a su tecnología son fáciles de colocar, armar y no acumulan polvo. (Cortesía)

Gracias a su tecnología son fáciles de colocar, armar y no acumulan polvo. (Cortesía)

Si cuentas con un espacio en tu casa o en tu oficina, al cual te gustaría poner alfombra, pero no has encontrado una que se ajuste a la medida, existe un innovador sistema modular que te solucionará este problema.

Ernesto Godoy descubrió esta idea en una tienda del Design District de Miami hace tres años y le gustó tanto que la trajo a México. La firma Flor diseña y fabrica tapetes de 50 por 50 centímetros, los cuales se ensamblan en la forma y tamaño que el usuario requiera. La personalización va más allá de las superficies a cubrir, pues los colores, así como los motivos brindan una amplia gama de opciones.

“Contamos con más de 60 modelos, que a su vez cuentan con 60 colores, por lo tanto tenemos 500 posibilidades para hacer combinaciones”, comparte. Otra de sus ventajas es que los convencionales son rectangulares, mientras que los de ellos son cuadrados, ideales, por ejemplo, para colocar debajo del comedor.

El uso de fibras sintéticas que la misma compañía fabrica –utilizados previamente en alfombras para aeropuertos- también llamó la atención de Godoy, primero como consumidor y luego como empresario. “Los creadores de Flor hicieron esta línea con diseño y colorido para residencias y eso es lo que representamos. Los materiales permiten hacer piezas diferentes, con estampados, acolchonados, lisos, de uso rudo o medio. Es una variedad increíble, un parteaguas en la industria del alfombrado”, asegura.

STUDIO FLOR CDMX
Dirección: Prado Norte 218, Local 3, Lomas de Chapultepec
Teléfonos: 5202-2200 y 5282-4217
Horario: Lunes a viernes, 9:30 a 19:30; sábados, 10:00 a 14:00
Más en www.flormexico.mx


Gracias a su tecnología son fáciles de colocar y armar, no acumulan polvo, no se pegan o clavan al piso, ya que se unen por encima, lo cual permite su movilidad en caso de una mudanza o si quiere armar un nuevo diseño. El material con el que se fabrica actualmente es reciclado en más de 60 por ciento y para el año 2020 la meta es llegar al 100 por ciento.

Las 11 tiendas en América Latina que se manejan desde México, así como sus 20 distribuidores en el país ofrecen asesoría para la compra e instalación. Los expertos presentan dos propuestas de diseño, de acuerdo al gusto y la necesidad del consumidor, lo cual es importante, para evitar confusiones ante la gran variedad que ofrecen.

“Para dar seguimiento, tomamos una foto antes, durante y al final del proceso de instalación, cuando el espacio quedó amueblado otra vez; así comprobamos cuánto cambia. Sí creo que Flor hace una gran diferencia, hasta en estados de ánimo, por eso lo recomendamos también para guarderías, escuelas, empresas, domicilios, en cualquier espacio, porque además, el material tiene una sustancia en las fibras de nylon, que mata todos los ácaros, sólo con aspirar”, explica Godoy.

Puede elegir armar un tapete o alfombrar de pared a pared –para lo cual es necesaria la instalación de un profesional-, aunque esta tecnología estadounidense está elaborada bajo el concepto do it yourself. Sin embargo, concluye el empresario, en México sólo un 10 por ciento de los compradores prefiere colocarlos, por lo que ofrecen el servicio de instalación. “Es un gran producto, tiene hasta 15 años de garantía y, dependiendo del uso, uno contra defectos de fabricación. Es una nueva opción, estoy seguro que pronto va a ser un éxito en México”.