Moneda en el Aire

Así apoyará la banca a Claudia Sheinbaum

La Asociación de Bancos de México, que preside Julio Carranza, ha diseñado un plan para acompañar las propuestas de la próxima presidenta de México, Claudia Sheinbaum.

Si hay un sector que siempre tiene ‘las pilas puestas’ pese a todas las críticas que puede recibir, es la banca comercial, que por un lado ha diseñado planes para, en momentos de contingencia, salir a dar un respiro a los afectados, y ahora, más que diseñar planes en específico o pedir alguna modificación sustancial al próximo gobierno, se ha enfocado en ver cómo los proyectos que se plantearon en la campaña pueden ser acompañados por la banca.

La banca, hoy, provee el 50 por ciento del financiamiento al sector privado en la economía y es el sector con mayor capital invertido en el país, con 1.6 billones de pesos, y sólo durante este sexenio creció la inversión en capital en más del 60 por ciento. Eso también significó que genera 276 mil empleos directos y es uno de los sectores que más aporta en la recaudación fiscal.

Por ello, adelantándose, la Asociación de Bancos de México (ABM), que preside Julio Carranza, ha diseñado un plan general para acompañar las propuestas de la próxima presidenta de México, Claudia Sheinbaum.

Por ejemplo, en los proyectos de infraestructura que ella planteó durante su campaña, para realizar en sectores clave, que es el 3.5 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) en ocho años, la banca aportará su parte: en financiamiento a proyectos de agua, energía, transporte y vivienda hasta 100 mil millones de pesos en crédito adicional anual para este rubro.

Otro plan que acompañará es el apoyo al crédito Mipyme, donde la banca ya tiene un programa, precisamente con la banca de desarrollo, que en este nuevo gobierno se espera tenga un impulso todavía mayor, y propone como banca tener un programa piloto de 30 mil millones de pesos para apoyar a las Mipymes para que tengan oportunidad de crecimiento y de poder participar en el crédito también en México.

Mientras que, también siguiendo la línea de planes del nuevo gobierno, buscaría fomentar la innovación y el uso de tecnologías. Del lado de la banca, la inversión anual en tecnología es del orden de 24 mil millones de pesos; esto, con inversión de 100 parques industriales para favorecer el nearshoring.

Para esto, también es importante la buena relación que ha mantenido la banca con las diferentes autoridades hacendarias, como el secretario Rogelio Ramírez de la O, quien junto con su equipo ha escuchado a las instituciones financieras y trabajado en fortalecer el sistema financiero, que es clave para el buen desarrollo de México. Todo indica que en este rubro hay luz verde para el futuro.

Emisoras de la Bolsa a la expectativa

Como cada año, se está realizando justo ahora en la Riviera Maya el Foro de Emisoras, en donde todos los representantes de las empresas listadas, desde Fibras hasta emisoras de deuda y firmas que cotizan en Bolsa, se reúnen para ver los retos y las oportunidades del mercado, como bien ha explicado en varias ocasiones Juan Manuel Olivo, director de Promoción y Emisoras de Grupo Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

Y es quizás uno de los momentos más interesantes para este encuentro, en donde hay una alta volatilidad, pero ojo, ni la incertidumbre que se ha generado en algunos frentes ha frenado el desempeño de los mercados, y mucho menos es un factor para frenar eventos; eso sí, quizás haya cierto freno como sucede cada seis años, a la espera de que se dé la transición del nuevo gobierno.

También, porque es la presentación en un encuentro del nuevo director de la Bolsa, Jorge Alegría Formoso, quien releva a Oriol Bosch, que estuvo casi una década al frente de la BMV.

Pero, como algunos grandes inversionistas comentan, independientemente de que haya una alta volatilidad o cierta ‘incertidumbre’ ante el cambio de gobierno, a largo plazo la apuesta por invertir en mercados o diversos instrumentos con sede en México sigue, precisamente, porque el panorama se ve a más de una década o dos, no por estos meses en donde todo genera temor en algunos.

Más demanda y espacios en Fibras

La historia de este negocio hay que seguirla de cerca, si bien en algún momento, con la pandemia, en ciertos nichos se pensó que detonaría problemas graves, lo cierto es que a la vuelta de estos años, las Fibras siguen consolidándose.

Por un lado, en la Asociación Mexicana de Fibras Inmobiliarias (Amefibra), que lleva Josefina Moisés, tienen claro el aporte que están realizado a la economía mexicana, algo así como el 4.5 por ciento del PIB y siguen ganando terreno.

Y el crecimiento es justo en varios puntos, y uno de los más importantes es en parques industriales, sobre todo en el norte del país, o más bien, puntos cercanos a la ciudad de Monterrey, en donde incluso ya se habla de saturación, lo que ha estado encareciendo la renta de estos espacios, y la demanda sigue creciendo.

Lo mismo pasa en algunas zonas de Guadalajara, en donde los municipios cercanos se están convirtiendo en oro para los inversionistas y parques industriales, ya que el aeropuerto está creciendo y se tiene el plan de crecer ciertas vías de trenes de carga.

Los instrumentos de las Fibras han seguido también en expansión, más de siete puntos porcentuales año con año de crecimiento, ahora lo que sigue, coinciden todos en el sector, es impulsar lo que está ocurriendo en el sector de los Fideicomisos de Infraestructura y Bienes Raíces (Fibras) en estos momentos e impulsar diversas acciones con el nuevo gobierno para que se sigan consolidando.

Grupo Vasconia, en problemas

Es una de las empresas que, sin duda, está en millones de hogares, pero ahora simplemente no está todo marchando como quisiera, y es que Grupo Vasconia, que lleva José Ramón Elizondo Anaya, confirmó que su subsidiaria Almexa Aluminio ya fue notificada de la demanda de concurso mercantil que enfrenta por parte de la firma estadounidense PerenniAl Group.

Esta demanda será resuelta por la jueza primera de Distrito en Materia de Concursos Mercantiles, con sede en la Ciudad de México, en donde se espera conocer el futuro de la empresa, dedicada a la elaboración de productos para el hogar.

Ahora Almexa Aluminio tiene un plazo de nueve días hábiles para contestar la demanda, pero al mismo tiempo sigue trabajando de manera conjunta con sus asesores legales, financieros y de operaciones en la definición y eventual negociación de una reestructura que le dé viabilidad y consolidación financiera.

La empresa estadounidense PerenniAl Group reclama el incumplimiento de pagos establecidos en ciertos contratos de suministro de aluminio celebrados entre Almexa, como adquirente, y PerenniAl Group, como proveedor. Esta historia seguirá.

Por lo pronto, la moneda está en el aire.

COLUMNAS ANTERIORES

Pensiones mayores para las mujeres
Seguridad Ciudadana con la mano de García Harfuch

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.