Cuidado, Trump: Irán tiene las armas y potencial para una guerra cibernética
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Cuidado, Trump: Irán tiene las armas y potencial para una guerra cibernética

COMPARTIR

···
menu-trigger

Cuidado, Trump: Irán tiene las armas y potencial para una guerra cibernética

bulletGrupos de hackers que se presumen reciben el apoyo del Gobierno iraní han estado 'acosando' a empresas estadounidenses y de otras naciones.

Bloomberg / Mihn-Ahn Nguyen y Alyza Sebenius
11/01/2020
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha prometido que Irán nunca se unirá al 'club' de los países con armas nucleares, pero eso no ha impedido al régimen del ayatolá Ali Jamenei desarrollar armas poderosas de otro tipo.

A diferencia de la guerra convencional, la guerra cibernética no tiene una versión similar a la Convención de Ginebra u otras reglas que limiten el daño a los civiles.

En este caso, nos referimos a los ciberataques que han sido adjudicados a fuerzas iraníes, entre los cuales se encuentran los siguientes casos:

1. Un grupo conocido como 'Cutting Sword of Justice', que se cree está patrocinado por Irán, utilizó un virus llamado Shamoon para destruir datos en Saudi Aramco, la compañía petrolera estatal de Arabia Saudita.  

2. Una serie de ataques de denegación de servicio paralizaron los sitios web de algunas de las principales instituciones financieras estadounidenses.

3. Un ataque contra uno de los casinos de Las Vegas del multimillonario Sheldon Adelson fue luego considerado como el primer uso dañino de armas cibernéticas en EU por parte de alguna nación.  

4. Otro grupo de hackers vinculado a Irán, conocido como APT33, atacó a empresas petroleras y de armas en Arabia Saudita, EU y Corea del Sur. 

5. Irán también ha tratado de influir en elecciones en EU, Reino Unido y algunos países latinoamericanos y de Medio Oriente.  

6. Microsoft anunció que un grupo vinculado a Irán intentó hackear cuentas de correo electrónico asociadas con periodistas y funcionarios del Gobierno de EU, así como con el equipo detrás de una campaña a la Presidencia estadounidense.