Margarita, la 'sobavientres' que ayuda a las madres de Quintana Roo
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Margarita, la 'sobavientres' que ayuda a las madres de Quintana Roo

COMPARTIR

···
menu-trigger

Margarita, la 'sobavientres' que ayuda a las madres de Quintana Roo

bulletMargarita Canul Baas ejerce ese oficio desde hace 25 años y a ella llegan mujeres de Cancún, Playa del Carmen y otras comunidades para que las ayude a 'llevar a buen término' su embarazo.

EF Península
10/05/2019
Mujeres embarazadas buscan a la 'sobavientres' para que las ayude a llevarlo a buen término.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Margarita Canul Baas descubrió a los 61 años que tenía un don, que a lo largo de 25 años le ha permitido ayudar a muchas mujeres de Cancún, Playa del Carmen y de las comunidades del municipio a llevar sus embarazos a feliz término: 'sobadora de vientres'.

Actualmente, con 86 años, recuerda que las primeras mujeres a las que sobó el vientre fueron sus hijas, luego de que el doctor les dijo que el bebé estaba en mala posición. Con sus manos corrigió el problema y sus nietos nacieron sin complicación.

"Empecé con mis hijas, sin imaginar que ahora me busquen en mi casa. No cobro por esto, sólo recibo lo que me dejan voluntariamente", comentó Canul Baas en entrevista.

Margarita Canul Baas, 'sobadora de vientres'.
Margarita Canul Baas, 'sobadora de vientres'.Infoqroo

Hoy, doña Margarita, como es conocida, recibe en su casa a mujeres embarazadas que llegan desde diversos puntos del estado a Kantunilkín, al norte del estado, y buscando su ayuda, una "tallada" que les ayude a corregir la mala posición de sus bebés.

"Yo no soy partera. Sólo aprendí a sobar a las mujeres, que ahora me buscan cuando la posición del bebé no es la correcta y que por eso pueden tener complicaciones al momento de nacer. Afortunadamente, luego de que las atiendo, muchas vienen y me dicen que sus niños nacieron sin complicaciones", explicó.

Aunque sus hijas trataron de animarla para que atendiera partos, dijo que no lo hizo porque "siento que eso es otro nivel. No tengo los conocimientos o la preparación, sólo puedo sobar y componer la posición del bebé cuando está atravesado en el vientre de la mamá para que tenga un parto sin complicaciones".