¿Dónde disfrutar del equinoccio de primavera en Yucatán?
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Dónde disfrutar del equinoccio de primavera en Yucatán?

COMPARTIR

···
menu-trigger

¿Dónde disfrutar del equinoccio de primavera en Yucatán?

bulletChichen Itzá y Dzibilchaltún, son los lugares para observar este fenómeno, en dónde el día y la noche duran el mismo tiempo en todo el mundo.

EF Península
13/03/2019
Actualización 20/03/2019 - 10:26
Equinoccio en Yucatán
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El equinoccio en Yucatán, es un fenómeno en que el sol ilumina a la Tierra con la misma intensidad en los hemisferios norte y sur, y que sucede solamente dos veces al año: el 21 de marzo, por el inicio de la primavera, y el 22 de septiembre, por el otoño; en ambas, el día y la noche duran el mismo tiempo en todo el mundo.

En Yucatán hay dos lugares para observar este fenómeno natural: seguir el sacbé o camino blanco que va hacia el Templo de las Siete Muñecas, en Dzibilchaltún, o visitar los impresionantes vestigios de Chichen Itzá; incluso, se puede acudir a ambas maravillas en la misma jornada.

Dzibilchaltún, se ubica en el kilómetro 14 de la carretera Mérida-Progreso y cuenta con 12 sacbés por toda la ciudad, que conectan con el centro de la misma y las construcciones en su periferia. Al seguirlos, se encuentra el cenote Xlacah, del que se ha rescatado piezas artesanales de gran valor, y se encuentra abierto para que el público pueda nadar en sus aguas cristalinas.

El edificio más sobresaliente de la zona, es el Templo de las Siete Muñecas, también llamado del Sol, por el increíble fenómeno que sucede en los equinoccios.

Se podrá ver como el astro saluda y entra perfectamente en las puertas del recinto, gracias a los conocimientos matemáticos, astronómicos y arquitectónicos mayas, siendo una civilización avanzada para su época.

Chichen Itzá, pueblo maya de la antigüedad concebía el equinoccio como el momento en que Kukulcán, la serpiente emplumada baja a la tierra para otorgar buenas cosechas y salud a sus adoradores. Una de las Siete Maravillas del Mundo y declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Desde las 5:00 horas, la gente comienza a llegar al Dzibilchaltún, "donde hay escrituras sobre las piedras planas”, para observar el amanecer y cargarse de energía, pasear por el sitio y el museo. Esta zona arqueológica, ubicada a sólo 20 minutos de Mérida, es la única que tiene un cenote en su interior.

En Chichén Itzá, se podrá observar el equinoccio vespertino y recorrer sus edificios, en un ambiente de paz y tranquilidad. En la pirámide de Kukulcán, se puede observar las sombras que forman siete triángulos que bajan por la estructura hasta rematar en la cabeza de la serpiente emplumada, al caer el ocaso. El mejor horario para ver este espectáculo, es entre las 12:00 y 14:00.

En estos eventos se espera un gran número de personas, se recomienda llegar una o dos horas antes a cualquiera de los sitios, al igual que llevar ropa cómoda y fresca.