Asoma la recesión, ¿qué hará la 4T?
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Asoma la recesión, ¿qué hará la 4T?

COMPARTIR

···
menu-trigger

Asoma la recesión, ¿qué hará la 4T?

18/03/2020
columnista
Víctor Piz
Dinero, Fondos y Valores

Ya hay muchos más casos de coronavirus reportados fuera de China continental que dentro.

Italia destaca en segundo lugar, seguida en Europa por España, Francia y Alemania.

Esa es la razón por la que Europa se aísla y cierra sus fronteras para detener el contagio del Covid-19. Es una ‘guerra’ contra la pandemia.

En Estados Unidos, el presidente Donald Trump prohibió la entrada de ciudadanos europeos, medida que se extendió a otros países como el Reino Unido e Irlanda.

El lunes pasado, Trump pidió a los estadounidenses evitar reuniones de más de 10 personas, cancelar viajes no esenciales y no acudir a restaurantes y bares.

Además, advirtió sobre una posible recesión de la economía estadounidense a causa del coronavirus.

Cuestionado por reporteros en la Casa Blanca si tras el desplome de Wall Street es posible una recesión en EU, Trump respondió que “puede ser”.

Ni las medidas de emergencia de la Reserva Federal habían frenado la caída de los mercados en Nueva York, hasta ayer que rebotaron al anunciarse un paquete de estímulos fiscales que prepara el gobierno de EU.

Apenas el domingo, menos de dos semanas después de un recorte sorpresivo de 50 puntos base, la Fed bajó su tasa de referencia en 100 puntos base para dejarla en un rango de entre 0 y 0.25 por ciento, nivel no visto desde la gran crisis global de 2008-2009.

Anunció también un aumento en sus compras de bonos, una acción similar a la ‘flexibilización cuantitativa’ (QE).

El hecho es que si EU se encamina hacia una recesión, es inevitable que México no registre una nueva contracción de su economía en este año.

Las revisiones a la baja en las perspectivas de crecimiento a terreno negativo son las de Moody’s Analytics, que prevé una contracción de la economía mexicana de 1.5 por ciento, y de Barclays, que espera una caída de 2.0 por ciento.

Más pesimistas, Banco Base estima que el PIB de México caiga al menos 3.0 por ciento en este año y Credit Suisse pronostica un declive de 4.0 por ciento.

Credit Suisse proyecta una significativa contracción del PIB de 1.9 y 3.6 por ciento en los dos primeros trimestres del año, que sería más modesta que la caída de 8.0 por ciento acumulada entre el cuarto trimestre de 2008 y el segundo de 2009.

En cualquier caso, los pronósticos señalados arriba suponen que en 2020 México se contraerá por segundo año consecutivo.

Decir que “hay condiciones inmejorables para crecer, a pesar de las circunstancias”, como lo afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador en la Convención Bancaria, está fuera de lugar cuando ya asoma la recesión.

Es momento de anunciar medidas contracíclicas oportunas, cuyos pilares sean el ejercicio puntual del gasto público aprobado para este año y un programa de apoyo a la economía, además del esperado acuerdo nacional de inversión en infraestructura energética.

Una propuesta del Consejo Coordinador Empresarial es mantener la disciplina fiscal, pero ajustar la meta de balance primario, pues el Congreso aprobó para 2020 un superávit de 0.7 por ciento del PIB.

¿Estará dispuesto el gobierno mexicano a que el balance primario sea menor o incluso a que no haya superávit primario en este año?

Si no lo está, la pregunta es qué hará la 4T para enfrentar los efectos económicos de la pandemia. Lo veremos.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.