NZTE

Trading digital del mercado bursátil aplicado al mundo de… ¿la leche?

Una empresa neozelandesa está revolucionando la forma en que el mundo realiza transacciones con productos lácteos y agrícolas con su plataforma digital.

Cuando dicen que una idea puede cambiar tu vida es verdad. Desde muy joven enfoqué mi carrera profesional en el mercado financiero. Fui testigo de la evolución del trading físico al trading digital, que es el que hoy vemos en el mercado bursátil.

Me di cuenta de que el trading físico del mercado de los lácteos seguiría el mismo camino que el bursátil.

Esta idea me llevó a crear una solución digital para mejorar y simplificar la forma en que se lleva a cabo el comercio global de lácteos. Así nació, en 2012 Cream Trading que con el tiempo y un equipo talentoso esta visión ha seguido evolucionando.

En 2019, la plataforma Cream inicial pasó a llamarse Nui, que significa grande, grandioso y vasto en Maorí, el idioma indígena de Nueva Zelandia.

La clave en nuestro éxito desde el primer prototipo ha sido el contacto directo con quienes serían los usuarios finales, sus comentarios aseguraron que la plataforma creciera hasta alcanzar un estado en el que estuviera lista para ser lanzada.

Si bien muchos clientes estaban muy interesados en la tecnología, querían mantener privado el valor de su marca, y la privacidad, como pioneros, era crucial. Por lo tanto, desarrollamos una forma de tener transparencia en los datos e información del mercado que proporcionó una mejor determinación de precios para todo, sin poner en peligro las estrategias comerciales de nuestros participantes.

Fue a través del desarrollo de plataformas de trading personalizadas para empresas individuales que se descubrió la verdadera fuerza e innovación de la plataforma como un Marketplace viable, con la capacidad para ofrecer flexibilidad de configuración para tener en cuenta las muchas particularidades del comercio físico.

Hoy, Nui Markets está revolucionando la forma en que el mundo realiza transacciones con productos lácteos y agrícolas al combinar la rapidez y comodidad de una plataforma digital B2B con los requisitos específicos y el conocimiento de la industria de un entorno de mercado dedicado.

El ecosistema empresarial de Nueva Zelandia está diseñado para facilitar el nacimiento y desarrollo de proyectos, por algo es el país número uno para hacer negocios en el mundo.

Desde el primer día consideré que lo que estaba construyendo era para el mundo y eso tuvo un impacto en mis colegas e inversores. Creo firmemente que no solo se necesita una gran visión cuando se inicia un negocio, sino también creer que se pueden alcanzar esos hitos importantes para realizar esa visión y ser capaz de cuantificar cómo se logrará.

Latinoamérica, un emocionante desafío

Esta idea que me ha cambiado la vida lo ha hecho a tal grado que he recorrido el mundo y me emociona en especial el mercado latinoamericano porque creo que podemos agregar mucho valor.

Los índices actuales no ofrecen directamente un precio de lácteos entregado en América Latina, pero a través de la participación en la plataforma de Nui mediante licitaciones de adquisición, los compradores de lácteos en México, por ejemplo, pueden ver un precio de mercado relevante para ellos, lo que puede respaldar decisiones comerciales más informadas.

Vemos más oportunidades para conectar tanto a compradores como a vendedores en América Latina con nuestra extensa red global. Recientemente, hemos solicitado registros de interés para participar en un Mercado Internacional que lanzaremos próximamente.

Persigue esa idea, pero cuida los detalles

Si ya tienes una idea, de esas que pueden cambiar tu vida. ¡Adelante! ¡Pero prepárate para un emocionante viaje lleno de altibajos! He recibido muchos consejos a lo largo de los años, pero el siguiente ha sido el más valioso, y lo repito constantemente.

Detalles: Desde el primer día, asegúrate de cuidar los detalles, cualquier contrato, cualquier acuerdo, cualquier asunto financiero.

Conoce más en agroeficientenz.com

Kevin O’Sullivan, CEO de Nui Markets

COLUMNAS ANTERIORES

¿Minería que deja una huella verde? Sí, y es la tendencia mundial
Tecnología y minería, dos industrias conectadas por el Triple Bottom Line

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.