Gabriel, el multichambas
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Gabriel, el multichambas

COMPARTIR

···
menu-trigger

Gabriel, el multichambas

02/07/2019
Actualización 02/07/2019 - 10:53

Con Gabriel García Hernández nada es claro. O, puesto de otra manera, todo es singular.

Gabriel García Hernández cobra en un lado (Presidencia) y opera desde otro (Secretaría del Bienestar). Es el jefe de un ejército de operadores de programas sociales, y de otras actividades, y al mismo tiempo, al menos hasta el 5 de junio, en el INE aparecía como secretario de Organización de Morena. Y es quien está detrás de la página lopezobrador.org.mx, sitio particular que opera con recursos públicos la difusión las actividades del hoy presidente de la República.

Empecemos con un asunto menor. Si ustedes buscan en Declaranet el correo institucional de Alfonso Romo, aparece alfonso.romo@presidencia.gob.mx. Si en cambio buscan el de Lázaro Cárdenas Batel, aparece lazaro.cardenas@presidencia.gob.mx. Romo y Cárdenas Batel trabajan en la Presidencia de la República, lo mismo que Gabriel García Hernández, pero a diferencia de aquellos, el correo institucional de García Hernández no lleva ni su nombre ni su apellido. 'Su' correo institucional, el que aparece en la declaración patrimonial, es: solange.tapia@presidencia.gob.mx.

Sólo que Solange Tapia no trabaja en Presidencia. Ella labora en la Secretaría de Bienestar, donde según Declaranet es directora de área, está contratada por honorarios y su correo institucional es solange.tapia@bienestar.gob.mx.

Es decir, Solange maneja dos correos, uno de Presidencia y otro de Bienestar. Por qué, quién sabe. Hay quien dice que porque García Hernández, hoy coordinador general de Programas Integrales de Desarrollo, tiene desde hace años aversión a firmar nada de nada en cuanto a documentos. Pero quién sabe.

García Hernández tiene muchas chambas. Coordina los 17 mil 500 servidores de la nación que desde la transición lo mismo levantan censos que operan la entrega de los apoyos de los programas sociales. Pero hace más que eso.

Un reportaje publicado esta semana por la revista Proceso cifra en 2 mil 576 millones de pesos el costo anual de los salarios de la estructura de los llamados servidores de la nación, a esa cantidad hay que sumar 662 millones de pesos en viáticos. Esos montos incluyen los salarios de los superdelegados y otros mandos que dependen de García Hernández.

En ese reportaje de Proceso se aborda la probable ilegalidad de tener como operadores electorales a los mismos que reparten apoyos gubernamentales. O viceversa.

Tal suspicacia toma fuerza con otro reporte. Reforma dio a conocer este lunes que ante el INE y hasta principios de junio pasado, García Hernández aparecía como jefe organización de Morena. El político envió ayer mismo a Reforma una carta de su presunta renuncia desde agosto pasado a su puesto partidista. Pero Morena debe explicar por qué en el Instituto Nacional Electoral seguía el nombre del también senador con licencia. ¿Será que no lo vieron como muy necesario?

Sin embargo, Gabriel está detrás de más cosas. Como de la página lopezobrador.org.mx, sitio de Internet que reporta mejor las actividades de Andrés Manuel –de manera más oportuna y completa– que la página de la Presidencia.

Gabriel es el contacto de administración, el contacto para facturación y el contacto técnico de esa página, según lo publicó el investigador Leonardo Núñez en Nexos.com el 24 de junio pasado.

Entonces, tenemos que Gabriel no sólo es el coordinador de los 17 mil 500 operadores de los programas de Bienestar, sino también aparecía hasta junio en el INE como secretario de Organización, y aparece como contacto para todo fin en los registros de la página lopezobrador.org.mx.

Cabe destacar que Núñez reveló que “…el área responsable de la actualización del sitio internet oficial del Presidente de la República (www.lopezobrador.org.mx) depende de la Dirección General de Comunicación Digital del presidente. Son dos las personas las encargadas de su mantenimiento y actualización, un jefe de departamento y un enlace…”.

¿Será que esas personas, pagadas con dinero público para un sitio personal del presidente le reportan directo a Gabriel, que aparece como encargado de la página? Ni idea. Lo único claro con García Hernández es que tiene muchas chambas. No sabemos bien a bien por qué, pero de que son muchas son muchas.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.