Ineptitud y soberbia
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Ineptitud y soberbia

COMPARTIR

···

Ineptitud y soberbia

05/04/2019

Con lenguaje beisbolero, la encuesta del miércoles en El Financiero nos dice que AMLO mantiene bateo, pero abanica ante el rey. Vaya manera de indicarnos que las cosas van bien.

¿Qué tanto de ese escrutinio penetra la piel social; la ciudadanía va a seguir bateando las pifias que se envían desde el montículo del pitcher?

Veamos a vuelo de pájaro lo ocurrido en este cuatrimestre:

La inseguridad, y mejor expresado la criminalidad, de suyo constante, ha aumentado hasta otorgarle el título de mayor registro debido, en buena parte, a que el pueblo bueno se ampara cometiendo delitos, ya que tiene la certeza de que no será reprimido. La mejor prueba está en que el delito de cerrar las vías férreas por parte del gran aliado electoral que ha sido la CNTE, no tiene castigo. Justo al revés, ha tenido jugosos premios de todo orden, específicamente con montañas de dinero. Por supuesto, aún faltan los privilegios de hacer lo que quieren en sus tareas laborales, en donde los educandos pagan al enviarlos al hoyo de la ignorancia.

Sigue la costosa anulación de proyectos estructurales del país, como es la acusación de corrupción nunca probada del que sería el aeropuerto que nos urge, para, sin proyecto ni presupuesto, destinarlo a Santa Lucía, que será construido y administrado por militares (caso único en el mundo).

Vienen en cadena los despidos a discreción en lugares claves de la administración, como son los ocurridos en el SAT, Hacienda, la SEP, la STyPS, Migración, y a cualquier sitio que se dirija la mirada. A esto hay que agregar la disminución de salarios y eliminación de prestaciones como los seguros de gastos médicos, anulación de pagos en celulares, viáticos y transportes.

No es poca cosa la caída del turismo al anular organismos promotores y deshacerse de quienes ya habían logrado captar a masas de interesados en conocer o regresar al país en un medio tan competido.

Los institutos de salud, que son la punta de lanza en la atención, investigación y enseñanza para satisfacer numerosas necesidades de la población, se encuentran en estado crítico por los recortes ejercidos. Tratar de tener una cita o continuar con un tratamiento, se ha vuelto atravesar el Gólgota. Los médicos que pueden se van a los hospitales y clínicas del sector privado, otros gestionan su salida al extranjero. Tanto en el Instituto de Enfermedades Respiratorias, o en Nutrición, Cancerología o Cardiología, en el IMSS o en el ISSSTE, solicitar una endoscopía o una intervención para imponer un marcapasos puede ser satisfecha en cuatro o seis meses. El abasto de medicinas es semejante al que padecen en Liberia o Nicaragua. Debe ser por eso que cuando AMLO y los suyos requieren atención médica, se dirigen a clínicas y hospitales privados, donde la atención es inmediata.

Las huelgas se dan a lo ancho de la frontera norte como en los estados productores del Bajío y también en centros educativos, como la que tiene paralizada a la UAM durante más de dos meses (El abogado del sindicato es el padre de la secretaria del Trabajo). En el gobierno anterior no hubo una sola que provocara desajustes entre patrones y trabajadores. Por supuesto, las estancias infantiles jamás dejaron de funcionar, y hasta hoy no se han probado las supuestas corrupciones de las que se les acusa. Pero decenas de miles de madres no saben quién puede auxiliares en el cuidado de sus hijos.

La asignación directa de obras y contratos otorgados viola las leyes y normas que obligan a competir mediante concursos. De este modo, el 74 por ciento de lo aprobado ha sido ofrecido de esta manera, “por invitación”. Sirva de ejemplo la compra de pipas en Estados Unidos. Curiosa forma de luchar contra la corrupción.

El nombramiento de funcionarios ha sido exponencialmente brindado a personas ajenas a los puestos que ocupan, es el caso del ingeniero agrónomo en Pemex o del desacreditado político en la CFE. Con mayor énfasis los candidatos a la Comisión Reguladora de Energía, que dos veces consecutivas han sido rechazados por el Senado. El remedio estará en el 'dedito' presidencial, quien designará a quienes quiera por encima de cualquier argumentación.

Lo anterior bajo un clima social de encono, resentimiento y linchamiento público a quienes piensan diferente.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.