menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

INAI garantiza los derechos de acceso a la información a migrantes

COMPARTIR

···
menu-trigger

INAI garantiza los derechos de acceso a la información a migrantes

12/11/2019

El fenómeno de la migración a nivel mundial ha tenido un importante peso a lo largo de la historia, generalmente producto de factores como la búsqueda de oportunidades, seguridad o de otros que la impulsan como la pobreza e incertidumbre social. México tiene una importante participación en los flujos migratorios y ocupa el segundo lugar de los países con mayor número de población emigrante. De acuerdo con datos del Instituto de los Mexicanos en el Extranjero, en 2017 poco más de 11.8 millones de mexicanos vivía en el extranjero. El principal receptor de migrantes mexicanos son los Estados Unidos de América. En 2018, 38.5 millones de personas de origen mexicano se encontraban radicando en ese territorio, según lo reportado en el Anuario de migración y remesas, México 2019 del Consejo Nacional de Población (Conapo).

La migración tiene efectos económicos importantes, quizá uno de los más significativos sean los derivados de las remesas enviadas por los emigrantes a sus familias en su país de origen. En muchos casos constituye una variable macroeconómica significativa por el volumen que representa. En el caso de México, la mayor parte de remesas provienen de Estados Unidos de América; se estima que en 2018 la dependencia de remesas fue de 2.7 por ciento del PIB; los estados con mayor dependencia respecto de su PIB estatal fueron: Michoacán 11.4 por ciento, Oaxaca 10.1, Zacatecas 10.0 y Guerrero 9.9 por ciento. Estas cifras revelan la importancia que tienen las remesas en el desarrollo económico del país, y en consecuencia la importancia del interés público.

La dinámica democrática y la participación ciudadana ya no se limita a la elección de los representantes en el gobierno, actualmente, existen mecanismos de participación con mayor grado de incidencia mediante la cogestión de políticas públicas a partir de un dialogo que surge de la sociedad hacia el gobierno. Por ejemplo, a partir del Programa 3x1 para migrantes, mismo que apoya iniciativas de migrantes organizados para realizar proyectos que contribuyen al desarrollo de sus localidades de origen mediante aportaciones provenientes de los tres órdenes de gobierno y de organizaciones de migrantes en el extranjero. El programa debe publicar su listado de beneficiarios, reglas de operación, los informes de resultados, entre otros. Así, nuestros connacionales reciben rendición de cuentas sobre la conducción del programa, sin importar en donde se encuentren.

Por otro lado, la población migrante de nuestro país también tiene garantizado el ejercicio del derecho de protección de datos, por ejemplo, para realizar trámites de naturalización u obtención de expedientes clínicos. Al respecto, es importante señalar que si bien la ley establece que solo los interesados o sus representantes pueden solicitar datos personales que obren en los archivos de las instituciones de gobierno; el INAI ha resuelto como procedente el envío a través de correo certificado (con carácter de internacional) De esta manera se garantiza el acceso a los datos personales a la vez que se dota de la debida protección frente a terceros.

Los mexicanos en el extranjero pueden ejercer sus derechos de acceso a y protección de datos, a través de la Plataforma Nacional de Transparencia, ya sea consultando la información de obligaciones de transparencia de más de ocho mil instituciones públicas del país o presentándoles solicitudes a las mismas. El compromiso del INAI por impulsar la apertura de información útil y de calidad que facilite la vigilancia y evaluación de la gestión pública, así como la protección de los datos personales, continuará fortaleciéndose mediante la implementación de programas de sensibilización no solo al interior del país, sino traspasando las fronteras geográficas para difundir el ejercicio de estos derechos a un público más amplio, incluyendo a los miles de mexicanos en el extranjero.

Al respecto, recientemente tuve el honor de impartir una capacitación y sensibilización sobre la importancia de la rendición de cuentas y la protección de datos personales al personal consular de nuestra representación en la ciudad Nueva York, a invitación del cónsul general Jorge Islas López, quien siempre se ha distinguido por ser un referente para la defensa de los derechos humanos de los mexicanos.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.