¿Y la reconstrucción?
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Y la reconstrucción?

COMPARTIR

···
menu-trigger

¿Y la reconstrucción?

21/02/2018
Actualización 21/02/2018 - 11:42

El 26 de octubre del año pasado, Miguel Ángel Mancera creó la Comisión para la Reconstrucción, Recuperación y Transformación de la Ciudad de México, y designó a Ricardo Becerra para encabezarla. En su página de internet la Comisión dice:

“Hoy más que nunca, la fuerza y la energía de los habitantes de la Ciudad de México nos mantienen de pie. Tras los hechos ocurridos el martes 19 de septiembre de 2017, el Gobierno de la Ciudad de México trabaja incansablemente para atender a todas las personas afectadas y lo seguirá haciendo hasta construir una nueva ciudad con más y mejores oportunidades para todas y todos”.

Y en eso estaba trabajando la comisión cuando, para sorpresa de muchos, el 15 de febrero se hizo pública la renuncia de Ricardo Becerra como reacción a que la Cámara de Diputados de la Ciudad de México instruyó a la Secretaría de Finanzas a aplicar los recursos de la reconstrucción con base en los criterios establecidos por los legisladores, y no por el trabajo que hacía la comisión.

En ese contexto también se difundió una resolución del 15 de enero, firmada por los diputados Leonel Luna, Jorge Romero y Mauricio Toledo, en la que instruyen la reasignación de más de mil millones de pesos de fondos originalmente designados para la reconstrucción, para que ahora se destinen a la delegación Coyoacán. Por ejemplo, la escandalosa suma de 300 millones para equipo de cómputo portátil, 67 millones para chamarras para enfrentar las bajas temperaturas, 40 millones para tenis y pants para adultos mayores, 34 millones para pants y tenis para niñas y niños estudiantes, así como para la renovación y sustitución para identificación de calles, rehabilitación de calzadas de la delegación, adquisición de vehículos y otras más. ¿Qué tienen que ver todos estos gastos clientelares con la reconstrucción de la ciudad? A mí me parece más bien una lista de gastos de campaña para promover el voto en Coyoacán. ¿Podría alguien del Gobierno de la Ciudad explicarnos con toda claridad qué está pasando?

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.