menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Se colapsa el petróleo… ¿y a cuánto venderán la gasolina?

COMPARTIR

···
menu-trigger

Se colapsa el petróleo… ¿y a cuánto venderán la gasolina?

21/04/2020
Actualización 21/04/2020 - 9:03

Ayer el precio del petróleo estadounidense perforó el suelo y cerró en menos 37 dólares por barril. Es el West Texas Intermediate, que sirve de referencia a la Mezcla Mexicana de Exportación, que cerró el día en menos 2.37 dólares.

Empecemos por una analogía: lo ocurrido ayer equivale a una situación irreal en la que alguien va a la gasolinera a comprar combustible para llenar el tanque y el señor de la bomba en lugar de cobrarle, le paga, digamos, unos 200 pesos a este cliente sólo por llevarse el hidrocarburo.

Mala noticia, obviamente eso probablemente nunca ocurrirá.

Lo que ayer se depreció fue el precio de las compras a 'futuro' de petróleo crudo estadounidense para entregas en mayo.

En los mercados al mayoreo de Estados Unidos, las refinerías establecen cuánto petróleo necesitarán en los meses por venir y hacen compromisos de compras para un determinado día.

Siempre hay gente en medio tratando de hacer negocio con esas transacciones, aunque no tengan una petrolera o una refinería y eso da liquidez al mercado, lo llena de dinero vaya, y cada quien asume el riesgo de que los consumidores terminen consumiendo menos.

A decir de lo visto ayer, especuladores y las empresas refinadoras perciben que en las semanas que vienen muy poca gente comprará gasolina, turbosina o diésel… ¿entonces para qué quieren tanto petróleo en mayo?

¿Consecuencia? Ese rumor corrió y muchos volaron a vender los contratos que tenían para entregas de crudo para el mes que viene, al precio que les dieran. Tantos coincidieron en esa intención de venta, que llegaron al punto de no cobrar y por el contrario, comprometer pagos a cambio de que alguien se lleve su paquete.

¿Las petroleras entonces ahora van a pagar por consumir su producto? No. Seguramente sus directivos esperan que en los próximos días el precio se reponga. También calculan que cuando hagan su balance trimestral de compras y ventas de contratos a futuro, el saldo neto será positivo.

Incluso, aún con un día tan malo como el de ayer, los contratos de compras de petróleo WTI para entregas en el otoño giran en terreno positivo. Va otro dato: las empresas que producen ese crudo acumulan ya una apreciación de 32 por ciento desde el 23 de marzo, de acuerdo con Standard & Poor’s, que tiene un índice con el que sigue su comportamiento.

¿Y el derrumbe de ayer y toda esta circunstancia a cuánto deben dejar el precio de la gasolina?

Recuerden que los precios de gasolinas Magna y Premium en la bomba han bajado este año debido precisamente al desplome en el precio del crudo.

La Magna bajó de 19.52 a 17.89 pesos por litro entre enero y marzo, dice la CRE, una baja del 8 por ciento. En el mismo lapso, en la costa del Golfo de México, pero en Estados Unidos, cayó 12 por ciento, informó la EIA de ese país.

Este mes, en esa zona de Texas y estados aledaños de donde también procede el WTI, la gasolina ya es 30 por ciento más barata que al inicio del año y se vende en el equivalente a 9.72 pesos por litro, con todo y el actual tipo de cambio de 24 pesos.

Si continúan su tendencia los mercados de ambos países, aproximarse a un precio debajo de 16 pesos en la bomba para este mes resulta razonable, aunque no seguro. Consideren que el gobierno en este momento difícilmente dará subsidios y seguirá cobrando cada impuesto que le sea posible por la vía de este producto, amén de que los gasolineros enfrentan una baja tremenda en sus ventas y querrán algo de ganancias en sus pocas transacciones.

Pero al final, para un litro de gasolina son necesarios entre dos y tres litros de petróleo y ése sí está en barata debido a que hay mucho, sobra.

La producción mundial es de 100 millones de barriles, de los cuales hoy posiblemente el mundo consume 70 millones debido al Covid-19 que tiene a todos encerrados. Por eso no sirvió mucho que la OPEP y sus amigos prometieran bajar a 90 millones la oferta mundial en mayo. Eso es el fondo del asunto y por eso el crudo está en precios antes inimaginables.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.