menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Para afrontar el Covid, ¿menos bancos?

COMPARTIR

···
menu-trigger

Para afrontar el Covid, ¿menos bancos?

19/11/2020
columnista
Jeanette Leyva
Moneda en el Aire

El Covid-19 ha sido un factor inesperado en todo el mundo y ha servido en unos casos para modernizarse, en otros para innovar, en otros más, como en la banca europea, para acelerar el proceso de fusiones, y en millones de negocios más fue desafortunadamente el ‘tiro de gracia’ que los llevó al cierre.

Pero hablando de la banca europea que, como bien explica Luis Niño, presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), hoy vive un proceso de concentraciones o fusiones, presionados por el Covid-19, pero también por un largo periodo de tasas de interés en cero, por consiguiente, el margen que puede generar un banco por intermediación entre captación y crédito es mínimo.

El anuncio esta semana en España del inicio de pláticas para fusionarse entre BBVA y Sabadell, así como el proceso en marcha de Caixabank con Bankia que se prevé que para el 3 de diciembre ya esté aprobado por los consejos de ambas instituciones, reconfigurará el mapa bancario en aquel país, lo cual sin duda responde a una necesidad de bajar costos operativos para poder hacer frente al entorno que se vive.

También se da porque hay una enorme presión en la competencia bancaria por bajar comisiones para ganar adeptos. Entonces, la situación de ingresos contra gastos de bancos no sólo en Europa, sino en el resto del mundo es intensa, considera Niño de Rivera.

Y en México, ¿cuál es la perspectiva? Los banqueros consideran que la situación es diferente, porque aquí todavía tenemos una tasa de referencia de 4.25 por ciento, y la rentabilidad de la banca todavía es razonable, aun cuando se ha caído un poco más de 50 por ciento en lo que va del año.

En mi opinión, es momento de que, pese a que se siguen reportando ganancias y ante el panorama económico que se vislumbra más que complicado, algunos de ellos analicen escenarios de fusiones o bien de venta de algunas de sus carteras para enfocarse más en los nichos de negocios que son exitosos, esto antes de llegar a niveles donde no cumplan con el capital mínimo que le requiere la autoridad e irse en una espiral de la cual no puedan salir.

Para afrontar los efectos del Covid-19, quizás es momento de que no sólo bancos, sino entidades como Sofipos y el sector de ahorro y crédito popular analice y tome acciones sobre su futuro, antes de que el destino los alcance.

* * *

Y en el otro lado de la moneda, si la pandemia lo permitiera también habría varios festejos de instituciones financieras, como el caso de Monex que preside Héctor Lagos y que cumplió en este mes 35 años de operación, centrados en un inicio en el segmento de cambios. Hoy Monex, con un grupo financiero y personal con mucha experiencia en la banca, ha logrado mantenerse pese a momentos difíciles que ha vivido, pero en noviembre celebran sus más de tres décadas de operación aunque sea de manera virtual.

También el ISSSTE celebra 60 años de haberse creado y con ello una infraestructura que busca atender a los trabajadores del Estado; si bien las carencias siguen siendo muchas, para millones de mexicanos es su única opción para tener acceso al sistema de salud o bien, a financiamiento, ya que ofrecen esta facilidad a sus trabajadores, aunque eso sí les hace falta modernizarse más, ya que los reclamos de que siguen descontando por más meses de los acordados es el ‘pan de cada día’ y los procesos para las devoluciones de esos recursos cobrados de más, son lentos, lentos. Ojalá que con su aniversario llegue también más inversión en tecnología que le permita seguir apoyando a quién más lo necesita, mientras eso sucede, ¡Felices 60 años! Por lo pronto, la moneda está en el aire.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.