menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Qué rescatar de 2020 para un mejor 2021?

COMPARTIR

···
menu-trigger

¿Qué rescatar de 2020 para un mejor 2021?

22/01/2021
Actualización 22/01/2021 - 14:43

¿Qué nos dejó 2020 que podemos usar para un mejor 2021?, es la pregunta con la que la publicación mensual Radar Turístico cerró su última edición del año pasado.

Surgido como producto de la pandemia por el Covid-19, este documento de análisis sobre el sector turístico reflexiona en su edición de diciembre 2020 que cuando iniciaron, ocho meses atrás, su intención era contribuir a que los miembros de esta industria entendieran claramente los momentos que se iban viviendo en esta actividad en México a lo largo de los días. Y, desde entonces, su manera de hacerlo ha sido generar información, así como analizar la más relevante y confiable que han ido encontrando en el mercado global para, a partir de ahí, brindar su interpretación, conclusiones y recomendaciones para poner en práctica.

Enseguida, aporta un consejo que seguramente es muy útil no sólo para quienes viven del turismo, sino para todo aquel que ha sido emprendedor: “El fin de año no traerá mágicamente una recuperación total del turismo en México y el mundo, pero sin duda representa una oportunidad para descansar, reflexionar sobre nuestra vida y negocio, renovar energías y replantearnos objetivos para vivir un 2021 mucho más enfocado y con más esperanza”.

Lo más sustantivo de esta edición es una serie de consideraciones y conclusiones para, con base en lo experimentado en 2020, ver qué información se puede aprovechar para tomar vuelo en el presente año. Es una larga lista, pero entre las más interesantes podemos destacar que la búsqueda en redes sociales de productos turísticos disminuyó cuando comenzó la pandemia, pero nunca se detuvo, y ha ido aumentando poco a poco de manera constante. “Actualmente, la tendencia es hacia mayor curiosidad y detalle en la planeación por parte de los consumidores, quienes interactúan más con hoteles y otros proveedores en redes sociales. Los canales digitales son prioridad para esta interacción”, afirma.

Y explican que, de acuerdo con información de la Asociación Mexicana de Ventas Online (AMVO) sobre el impacto del Covid-19 en las ventas por internet en nuestro país (con datos a noviembre de 2020), la recuperación en el volumen de búsquedas web llegó a 66 por ciento de los niveles anteriores a la pandemia; en tanto que los hoteles están atendiendo y respondiendo 44 por ciento más mensajes que un año atrás (dato de RateGain, septiembre 2020).

Otra de las conclusiones relevantes es el comportamiento de los proveedores turísticos. En el transcurso del año pasado detectaron que, para septiembre, 46 por ciento de las agencias de viajes contaba con publicaciones actualizadas en redes sociales en sus últimos treinta días, mientras que 54 por ciento no tenían redes sociales de su empresa y 26 por ciento carecía de presencia digital.

Al respecto, la conclusión de Radar Turístico es que 2020 evidenció que la industria turística no está avanzando en la digitalización a la par del mercado. “Cada día, los consumidores se mueven a plataformas digitales para facilitar tanto su proceso de compra, como la experiencia misma, mientras que pequeñas empresas y destinos se rezagan al momento de adaptarse a herramientas digitales de adquisición, mercadotecnia, atención, pago y operación”, advierte.

Un tema importante más son las motivaciones que hoy tiene un viajero para decidir su compra, y entre ellas de nueva cuenta comienza a ganar terreno el precio, que está recuperando la relevancia que tenía antes de la pandemia, aunque ahora de la mano con otros factores como las medidas sanitarias y políticas de flexibilidad de las empresas.

De manera que, según una encuesta que realizaron, hoy el precio es el principal atractivo para 43 por ciento de los entrevistados, seguido de las políticas de cambio de fecha o cancelación (flexibilidad), con cuarenta por ciento; contar con fechas de posibilidad de viajes ya planeados, 36 por ciento; medidas sanitarias que están implementando los destinos, 34 por ciento; restricciones de viaje o normas que deban de ajustarse en caso de viajar a ese destino, 29 por ciento; y casos activos de Covid-19 en la zona y ocupación hospitalaria, seis por ciento.

Finalmente, la publicación destaca, como modelo a seguir, lo que han hecho las grandes compañías del sector para adaptarse a las nuevas tendencias y sobrevivir. Por ejemplo, Airbnb ha cambiado su oferta de productos, adaptándola a estadías más largas; Trip Advisor ha estudiado al viajero y respondió con ofertas personalizadas; mientras que los gigantes tecnológicos se han sumado a la digitalización de la industria al ofrecer experiencias en los destino, como Amazon, o al capitalizar la búsqueda, como Google.

“Las empresas que han sabido leer al mercado ante la crisis y las que ya lo hacían previamente son las que mejor están sobrellevando el reto actual, junto con aquellas con una fuerte cultura de innovación y de toma de decisiones basadas en el análisis del comportamiento de su cliente”, es su conclusión final.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.