Prescindibles, 93% de programas sociales
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Prescindibles, 93% de programas sociales

COMPARTIR

···

Prescindibles, 93% de programas sociales

07/01/2019
Actualización 07/01/2019 - 20:26

Sólo 7 por ciento de 156 programas sociales fueron calificados como imprescindibles por el gobierno federal, de acuerdo con la Exposición de Motivos del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2019.

Si bien en el documento no se explica ni cuáles programas son ni cuál será su futuro o algún tipo de mecanismo a seguir, sí se señala que los demás programas “pudieran tener reducciones presupuestales importantes, o bien, deberían mejorar sustancialmente su diseño e implementación para tener mejores resultados”.

En el documento no hay claridad de cuántos programas sociales se analizaron realmente, ya que en un párrafo se refiere a 150 y en un pie de página a 156.

Se señala que sólo el 1.9 por ciento de los programas son calificados como imprescindibles, mientras que 5.1 son “imprescindibles con oportunidad de mejora”; es decir, sólo el 7 por ciento medio aprueban.

Mientras que el 48.1 por ciento de los programas analizados se encuentra en la categoría de “altamente prescindible”; es decir, “presentan una baja valoración en prácticamente todas las dimensiones. Estos programas pudieran tener reducciones presupuestales importantes, o bien, deberían mejorar sustancialmente su diseño e implementación para tener mejores resultados”

Que 30.8 por ciento tienen “prescindibilidad media”, lo que significa que requieren de un rediseño completo y 4.1 con “prescindibilidad baja”.

Tampoco se explica en qué se basó el análisis cuantitativo y cualitativo de los programas sociales, ya que sólo se señala que “entre las fuentes de información consultadas se encuentran diagnósticos, documentos normativos como reglas de operación o lineamientos operativos, informes de evaluaciones externas, matrices de indicadores para resultados e informes de la Auditoria Superior de la Federación, entre otros”.

En la Exposición de Motivos también se explica que Bienestar y Secretaría de Educación Pública son las únicas que cuentan con programas en categoría de “imprescindibilidad”.

Y se especifica que todas las dependencias cuentan con al menos un programa clasificado como “altamente prescindible”.

Si bien el apartado “Revisión de programas sociales” no da más especificaciones, en los hechos, en el Presupuesto 2019 ya desaparecen varios programas.

De Agricultura desaparecen el de concurrencia con las entidades federativas; de fomento ganadero; de comercialización; de acciones complementarias para mejorar las sanidades, y el de vinculación productiva.

En el ramo de Educación desaparecen el de inclusión digital; de apoyos para la atención a problemas estructurales de las Upes, y el de formación de recursos humanos basado en la competencia.

En Salud, el de desarrollo comunitario comunidad diferente; apoyos para la protección de las personas en estado de necesidad; fortalecimiento de los servicios estatales de salud, y mantenimiento de infraestructura.

En Bienestar, el de atención a jornaleros agrícolas; el de coinversión social de empleo temporal; de apoyo a las instancias de mujeres en las entidades federativas; de comedores comunitarios y subsidios a programas para jóvenes.

Y, por último, en el ramo de la Sedatu desaparecen el de prevención de riesgos, y el de consolidación de reservas urbanas.

Pero también se crean nuevos programas de los que hablaremos mañana, los cuales carecen de reglas de operación conocidas, además de que se desconoce cómo serán sus padrones y si se basarán en la información del Inegi.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.