Bien por el Oscar
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Bien por el Oscar

COMPARTIR

···
menu-trigger

Bien por el Oscar

01/03/2018
Actualización 28/02/2018 - 23:01

A menudo decimos que los Óscares no premian la verdadera calidad.

¿Quieres saber cuáles son las mejores producciones del año pasado? No le hagas caso a la Academia. 2018 es la excepción a la regla. En las nominaciones a Mejor Película no encuentro ningún título cuya omisión me parezca alarmante. No solo eso sino que algunas de las nominadas resultaron auténticas y agradables sorpresas. Hasta hace poco, salvo contadas excepciones, que una cinta llegara a los cines antes o durante el verano prácticamente garantizaba que no figurara en las nominaciones. Este año, Get Out, una película de horror psicológico, estrenada en febrero (¡febrero!) del 2017, va para Mejor Película, Mejor Director, Mejor Actor y Mejor Guion Original. Dunkirk, una cinta de acción incesante, dirigida por Christopher Nolan, también es contendiente en las categorías de Director y Película, aunque se estrenó en verano. Ambas, además, son notables.

Entre las nueve nominadas solo hay dos cuyo tema y ejecución nos remiten a las películas bienintencionadas que la Academia tiende a premiar: The Post y Darkest Hour. Ambas, sin embargo, están muy por arriba de cintas cumplidoras como Spotlight o The King’s Speech (a las que se asemejan).

Hay que celebrar, también, la variedad de género y de temática entre las nominadas: películas de fantasía como The Shape of Water van contra coming-of-age stories como Lady Bird; un drama íntimo como Call Me by Your Name compartirá espacio con una ambiciosa película de Paul Thomas Anderson (Phantom Thread). Y eso es solo en la categoría principal. En Mejor Director no faltará quien eche de menos a Luca Guadagnino o a Steven Spielberg (The Post está dirigida con su usual maestría). Pero qué bonito es ver a la Academia reconocer a cineastas primerizos como Jordan Peele y Greta Gerwig, quien es competencia seria a llevarse la estatuilla, junto con Nolan y, el favorito, Guillermo del Toro.

Mis únicos reparos están sobre todo en las categorías actorales. Me hubiera gustado ver a James Franco entre los nominados a Mejor Actor, así como a Harrison Ford en la categoría de Mejor Actor de Reparto: su segunda vez interpretando a Rick Deckard tiene pasajes conmovedores que nos recuerdan a lo mejor de su carrera. Finalmente, eché de menos a Graduación, de Cristian Mungiu, en Mejor Película Extranjera. De cualquier modo, es difícil quejarse cuando esa categoría incluyó a The Square, del genial Ruben Östlund.

Lo normal, por lo menos en mi caso, es leer las nominaciones con molestia. Casi siempre hay un par de películas y varios actores cuya omisión me parece tristísima. Este año, un muy buen año para el cine, ha sido distinto. Motivo de sobra para celebrar.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.