¿Bono tipo Brady para cancelar el NAIM?
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Bono tipo Brady para cancelar el NAIM?

COMPARTIR

···
menu-trigger

¿Bono tipo Brady para cancelar el NAIM?

13/12/2018
Actualización 13/12/2018 - 11:26

Los que creyeron que los tenedores del bono de 6 mil millones de dólares se iban a dar por satisfechos con la oferta mejorada que les hizo la Secretaría de Hacienda, poco o nada conocen a estos inversionistas.

Los bondholders no cederán hasta que Carlos Urzúa y Arturo Herrera realicen una reingeniería a fondo del esquema de recompra. El pago de 100 por par es lo menos que esperaban como nueva oferta.

Vía el bufete Hogan Lovells, que llevan Federico de Noriega y Ron Silverman, piden una mayor cobertura en la reserva de la Tarifa de Uso de Aeropuertos (TUA) para incrementar la amortización de los papeles.

La propuesta del Grupo Aeroportuario Ciudad de México (GACM), que dirige Gerardo Ferrando, sigue partiendo de la base de efectuar un solo pago de golpe a los bonistas internacionales.

No es descartable que en la medida que esos fondos sigan considerando insuficiente las garantías, el gobierno retire la postura y haga un pago a prorrata de los mil 800 millones de dólares.

Esta decisión podría ir acompañada de la emisión de un instrumento como un cupón cero, con el cual quedaría eliminado todo riesgo, que es lo que al final del día le hace ruido a los bondholders.

Ayer, esos tenedores agrupados en el llamado 'grupo ad hoc' manifestaron que la nueva propuesta enmendada sigue sin otorgar fuentes de pago sustitutivas efectivas y sin garantías adicionales.

Hay quien dice que se requiere otra estructura de deuda diferente que implique una nueva emisión de bonos respaldada por el gobierno con plazo de 30 años, los cuales sean intercambiados por los bonos verdes.

La deuda con los bonistas tendría que cambiar al 100 por ciento del valor nominal a la par por bonos de renta fija que pague un interés que esté por debajo de los mercados, por ejemplo.

Esos nuevos títulos de alta calificación se tendrían que depositar en un fideicomiso para garantizar la devolución del principal y algunos de los pagos de intereses.

Pero habrá que ver qué tan dispuesto estaría el nuevo régimen de la cuarta transformación para emitir esta nueva deuda que no tenían en el radar.

El conjunto de bondholders opuestos y renuentes que integran una de las emisiones, aparentemente de mil millones de dólares a diez años, no va aceptar modificar los términos del contrato original tan fácilmente.

Tenedores como Manulife, JPMorgan Chase, Schroeder, Troweprice, Wellington, TiaaInvestment, Nueveen, WellsFargo y Pinebridge van a endurecer todavía más su posición.

Y cada día suman más adeptos a su causa. Qué cara va a salir la decisión de cancelar el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en Texcoco.

TAL Y COMO estaba previsto, el martes, el IMSS adjudicó los contratos más jugosos de la compra consolidada de medicamentos que aquí le referimos. Más de 20 mil millones de pesos. Fármacos Especializados, de José Antonio Pérez, ganó 68 claves y un contrato de 6 mil 40 millones; Dimesa, de Alejandro Álvarez, 119 claves por 3 mil 901 millones; Maypo, de Carlos Arenas, 18 por 2 mil 881 millones; Grupo CPI, de Gerardo Morán, 75 por mil 826 millones; Vitasanitas, de Alejandro Pérez Luna, una de 813 millones; Prefarma, de Alejandro Vázquez, 42 por 736 millones; Ragar, de Ernesto Obregón, 22 por 663 millones; PEGO, de Efrén Ocampo, 26 por 589 millones; Pentamed, de Humberto Tello, 11 por 574 millones y Arcar, de Agustín Padilla, 13 claves por un importe de 456 millones de pesos. Al final, los muchachos de Germán Martínez le dieron para adelante al proceso. O sea que eso que Andrés Manuel López Obrador dijo el lunes de que no se licitarían más compras de medicinas hasta el año próximo para evitar actos de corrupción, fue puro rollo. Y era obvio, detener la licitación implicaba arrancar 2019 con desabasto de medicamentos. Los contratos se firman el 26 de diciembre.

QUEDÓ PLANCHADA LA reestructura financiera de la empresa MG Polímeros. Los dos componentes para pagar cerca de 900 millones de dólares que debe a bancos y a Alpek, que dirige José de Jesús Valdez, son la emisión de un papel de deuda y la venta de la planta de resinas que posee en Altamira. La negociación arrancó desde septiembre del año pasado y se alargó porque el Bancomext, que ahora dirige Eugenio Nájera, se oponía a la venta de la fábrica. Y es que se trata del acreedor más comprometido. Prestó cerca de 120 millones de dólares y con la enajenación de ese activo no va a poder recuperar todo porque también están formados Banorte de Carlos Hank González, HSBC de Nuno Matos, Santander de Héctor Grisi, BanBajío de Salvador Oñate y Monex de Héctor Lagos. Se va solicitar un concurso mercantil con acuerdo previo. Rothschild, que comanda Daniel Nicolaievsky, es el banco asesor.

VIENE FRÍO EL invierno para la industria hotelera. AM Resort, de Alejandro Zozaya, y principalmente las españolas como Meliá de Gabriel Escarrer, RIU de Luis Riu, Iberostar de Miguel Fluxa, Barceló de Raúl González y Oasis de Pedro Pueyo, ya empezaron a bajar tarifas por el freno en la llegada de turistas, sobre todo de Estados Unidos. Las aerolíneas están cancelando rutas directas a destinos de playa que provenían de ciudades secundarias como Filadelfia, Phoenix, Detroit y San Luis Misuri y ahora conectan desde sus hubs como Chicago, Dallas, Houston, Los Angeles, Nueva York o Miami. Además, las alertas por la inseguridad en México están influyendo en la toma de decisiones. Para colmo, en esta temporada alta se agregarán entre 4 y 5 mil nuevas habitaciones que entrarán al circuito de la competencia. Se teme que la reducción de tarifas se extienda a otras cadenas hoteleras.

BAJARON EN EL último momento a Rafael Espino como nuevo titular del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE). Esa posición recayó finalmente en Ricardo Rodríguez. Viene de la Dirección de Proyectos de Mejora Presupuestaria de la Subsecretaría de Egresos de la Secretaría de Hacienda. El SAE tiene bajo su férula casos como el de Oceanografía de Amado Yáñez, los ingenios de CAZE que eran de Enrique Molina y juicios laborales en la Compañía Luz y Fuerza del Centro cuyo sindicato lidera Martín Esparza.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.