Opinión Confidencial

Nieto ni se destapa ni se descarta

El funcionario, como buen político, no se destapó ni se descartó: “Estaré donde el presidente López Obrador me diga que esté”, apunta Confidencial.

El temible titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda, Santiago Nieto Castillo, fue cuestionado ayer sobre si, más allá de tantas investigaciones por corrupción como el caso Odebrecht, no piensa buscar la gubernatura de Querétaro. El funcionario, como buen político, no se destapó ni se descartó: "Estaré donde el presidente López Obrador me diga que esté".

¿Un mal sueño?

Molestos y desesperados, diputados federales de Morena reclamaron a su coordinador que "para nosotros, al llegar a nuestros estados, es pasar del sueño a la pesadilla, porque no hay recursos, no hay resultados". Y es que Mario Delgado celebró hace unos días en Texas que, así como hay "sueño americano", también hay "sueño mexicano", que es la llegada al poder del movimiento del presidente López Obrador, que inició "la transformación de México" para tener un país sin pobreza.

¿Cuatro días de asueto oficial más?

Las que ya encontraron una alternativa a la propuesta presidencial de desaparecer los fines de semana largos, fueron las senadoras panistas Josefina Vázquez Mota y Mayuli Martínez. Resulta que buscan, con una reforma legislativa, establecer cuatro viernes como descanso laboral obligatorio, mismos que coincidirían con los viernes del Consejo Técnico Escolar. Dicha medida, dicen, ayudará a brindar un sano esparcimiento de las niñas, niños y adolescentes, además de que se protegería al turismo. El planteamiento ya está, ahora falta convencer a quien le hace caso la mayoría morenista.

Comisionitis

Cuántas "comisiones especiales" se han creado, tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado, han funcionado como la Carabina de Ambrosio... Que si la Comisión Especial del caso Colosio, la especial para "impulsar la agroindustria del coco", la de Seguimiento a las Agresiones a Periodistas, la del Caso Nochixtlán… en fin. Pues ayer los senadores tuvieron a bien conformar la Comisión Especial de Seguimiento a la Agenda 2030, que preside la petista Nancy de la Sierra. ¿Resultados? Total, falta una década.

Inaugura la cuaresma… en Palacio Nacional

Quien inauguró la temporada de Cuaresma fue el presidente Andrés Manuel López Obrador. Aunque no se le vio en ningún templo para celebrar el miércoles de ceniza, sí mandó llamar ayer jueves a Palacio Nacional a "celebridades" de la Iglesia católica, como el padre Alejandro Solalinde, a quien calificó como un "auténtico seguidor de Cristo". Pero también se reunió con autoridades de la Conferencia del Episcopado Mexicano, por aquello de los 185 millones de pesos que dará el gobierno de la República para reparar los templos tras los sismos de 2017.

Seade y Olga, huelguistas del 68

Quién los viera. Difícil imaginar al negociador del T-MEC, el subsecretario Jesús Seade, y a la titular de Segob, Olga Sánchez Cordero, como activistas en el Movimiento del 68. Al funcionario de la Cancillería parece haberle dado gusto recordar viejos tiempos, pues posteó una foto con su compañera de gabinete, acompañada del mensaje: La secretaria "me sorprende con su grato recuerdo de nuestra causa común: como activistas en el gran Movimiento del 68, y sabía e hizo notar mi participación como miembro del CNH. Gesta gloriosa y parteaguas clave para la democracia en MX".

Nuevos libros de texto

Olvide usted lo que aprendió en primaria, pues los "tecnócratas" no le enseñaron bien… O al menos eso piensa López Obrador, quien ha comenzado una nueva batalla para cambiar los libros de texto gratuito. Si bien comenzarán con modificaciones como el incluir la ética o el civismo (que "nos robaron"), no se sorprenda si cambian cosas en la historia, como aquello de que ahora el periodo conocido como La Decena Trágica deberá ser llamado La Quincena Trágica.

COLUMNAS ANTERIORES

Los ‘nacos’, la nueva bancada en el Congreso
Quiere AMLO dejar legado… y a recomendados

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.