Colaborador Invitado

La ‘Mundivisión’ de China

China está dispuesta a trabajar junto con México y otros países como activistas en lugar de espectadores para avanzar hacia la construcción de la comunidad global de futuro compartido.

Zhang Run, embajador de China en México

El mundo actual está atravesando cambios profundos sin precedentes en la última centuria. Se destacan cada vez más la competencia geopolítica, la emergencia del residuo de la mentalidad de Guerra Fría y los actos hegemonistas y de matonería, mientras se endurecen continuamente los desafíos de seguridad no tradicionales. Frente a las crisis globales, hace diez años, el presidente Xi Jinping propuso el concepto de construir una comunidad global de futuro compartido, con el objetivo de responder a las preguntas del mundo, la historia y los tiempos: “¿Hacia dónde va la humanidad?”. En ocasión del 10º aniversario de la presentación de tal concepto, el Gobierno chino publicó en septiembre el libro blanco “La comunidad global de futuro compartido: propuestas y acciones de China” (https://english.www.gov.cn/news/202309/26/content_WS6512703dc6d0868f4e8dfc37.html)

¿Qué es la construcción de la comunidad global de futuro compartido? Es decir, el futuro y el destino de cada nación, cada país y cada persona están estrechamente vinculados. Debemos solidarizarnos y esforzarnos por construir el planeta donde nacimos y crecimos en una gran familia armoniosa y promover la construcción de un mundo caracterizado por la paz duradera, la seguridad universal, la prosperidad común, la apertura e inclusión, y la limpieza y hermosura, con el fin de materializar el anhelo de los pueblos de todos los países por una vida mejor.

¿Cómo es la construcción de la comunidad global de futuro compartido? Promover un nuevo tipo de globalización económica, adherirse a la orientación política de apertura y oponerse claramente al proteccionismo; seguir el camino del desarrollo pacífico; persistir en la búsqueda de la protección y la compartición conjunta de la paz; construir un nuevo tipo de relaciones internacionales, defender los principios de respeto mutuo, equidad, justicia y cooperación beneficiosa para todos; practicar el verdadero multilateralismo y oponerse a todas las formas de unilateralismo; así como promover los valores comunes de toda la humanidad de la paz, el desarrollo, la equidad, la justicia, la democracia y la libertad.

La construcción de la comunidad global de futuro compartido depende de las acciones conjuntas de todos los países. China está dispuesta a trabajar junto con México y otros países como activistas en lugar de espectadores para avanzar hacia la dirección correcta de la construcción de la comunidad global de futuro compartido.

COLUMNAS ANTERIORES

La dejan sola
México 2024: las visas como termómetro de tensiones regionales

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.