Energía con H al Final

Pemex quiere soltar Zama

Cerca de que venza el plazo para alcanzar un acuerdo de unificación, Pemex tiene la intención de ceder la operación del afamado campo petrolero 'Zama' a Talos.

El interés tiene pies. Después de que pasaron un año casi evadiendo el tema y aferrados en que ellos serían los operadores del codiciado yacimiento Zama, me cuentan que los altos funcionarios de Pemex están en la mejor disposición de alcanzar, pronto, un acuerdo de unificación.

A poco más de un mes para se venza el plazo de 120 días que les dio la Secretaría de Energía el 8 de julio pasado, lo negociadores del lado de Pemex han sostenido reuniones progresivas en las que se muestran cada vez más cerca de reconocer dos cosas: que el lado de Talos Energy (con quien comparte el yacimiento) tiene más crudo; y dos, que ellos no tienen los recursos suficientes para llevar a cabo la operación.

Fuentes con conocimiento del proceso afirman que aún así, sería poco probable que logren un acuerdo en los primeros días de enero de 2021, pues las incoveniencias generadas por la pandemia han retrasado el proceso, sin embargo, confían en que la Sener les pueda dar una prórroga, porque si no, entonces tendría que ser la dependencia quien decida el futuro de Zama.

"Al parecer Pemex ha sido más receptivo de esta idea (que Talos sea el operador), pero es un punto que aún está por definirse", me comentan las fuentes.

Recordemos que Zama podría contener la nada despreciable cantidad de 500 millones de barriles de crudo ligero, mismo que podrían empezar a producirse a partir del primer trimestre de 2024; para ello, el 7 de octubre la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) autorizó a Talos una serie de inversiones para ir delimitando, con perforaciones, el polémico descubrimiento que una vez más contrapuntea al sector privado con el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Fue el 10 de julio de 2019 cuando di a conocer en este espacio que, de acuerdo con altos mandos, Pemex tenía la plena intención de encargarse de la operación total de Zama, por lo cual buscaba una negociación rápida, pero conforme avanzaron los meses y la situación financiera de la empresa menguó por la crisis de precios de este año, más los efectos de la pandemia, las alternativas para la petrolera que dirige Octavio Romero Oropeza se fueron agotando. Hoy está casi listo para soltar Zama.

'Cuelgan' a reguladores

Parece que poco a poco queda fuera de la agenda del presidente López Obrador el presionar a los órganos reguladores coordinados en materia energética (aka CRE y CNH).

El titular del Ejecutivo canceló la cita que tenían programada para darle seguimiento mensual al polémico memorándum de julio, en donde les exhorta a que fortalezcan las actividades de Pemex y de CFE, a pesar de que esto contravenga el propósito para el que fueron creados, instruido en el artículo 28 de la Constitución.

La reunión, contemplada inicialmente para este martes fue pospuesta sin fecha. Con esta sería la segunda vez que no se logra llevar a cabo dicho encuentro, que inicialmente se había contemplado para que fuera de manera mensual. La última vez que se vieron fue el pasado 22 de septiembre.

Una de dos: o los reguladores están llevando a cabo al pie de la letra el manifiesto presidencial (sin considerar la lluvia de permisos para gasolineras que han dado en semanas recientes ante la presión mediática), o ya no habrá necesidad de tenerlos, pensando en la contrarreforma energética que podría venir en 2021. Atentos.

Ojo aquí, proveedores

De la mano de Ricardo Ortega con Oil & Gas Alliance, el lunes se llevará a cabo el evento 'Acciones del Sureste', en conjunto con el Fonatur, que tiene el objetivo de hablar de los cuatro proyectos bandera de la #4T: la refinería de Dos Bocas, el Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec, la nueva planta de generación eléctrica en Quintana Roo y, por supuesto, el Tren Maya, con la finalidad de desarrollar necesaria cadena de proveedores. Participarán funcionarios de los gobierno estatales de Puebla, Tabasco y Quintana Roo; así como representantes del gobierno federal a través de la Secretaría de Energía, entre otros. Suerte.

COLUMNAS ANTERIORES

¿Y para cuándo el sindicato?
Cinco años han pasado

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.