menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Detención de Cienfuegos y García Luna: ¿Por quién doblan las campanas?

COMPARTIR

···
menu-trigger

Detención de Cienfuegos y García Luna: ¿Por quién doblan las campanas?

21/10/2020
Actualización 21/10/2020 - 14:38
columnista
Ana María Salazar
Análisis sin Fronteras

Las especulaciones alrededor de la detención del exsecretario de la Defensa Salvador Cienfuegos van desde una detección por razones electorales en Estados Unidos, una venganza de la DEA, hasta un complot que se fraguó desde México, por parte de un cártel en contra de exfuncionarios, con el aval del gobierno federal.

Sugiero que iniciemos el análisis de este espacio, poniendo a un lado las especulaciones (por ahora) y asumir lo que señala la información que se ha hecho pública hasta el momento: la acusación formal (indictment) se expidió hace más de un año, con investigaciones que surgen, sobre todo, de un grupo de fiscales neoyorquinos, que han llevado a cabo una serie de juicios en contra de narcotraficantes y exfuncionarios, donde ha surgido información fundamental para investigaciones y arrestos.

Para los analistas o funcionarios que expresaron indignación ante la falta de 'cortesía' de un aliado por no informar a López Obrador, es una lección para este gobierno de que investigaciones y operaciones que hace el gobierno de Estados Unidos no trasciende y solamente se comparte con un número muy reducido de personas por razones obvias: más que desconfianza, el problema es que se filtre y afecte las investigaciones. Con esta experiencia, el presidente López Obrador tal vez entienda que el expresidente Felipe Calderón y Barack Obama no tuvieron conocimiento sobre los operativos del caso Rápido y Furioso. Las agencias que procuran seguridad y justicia en Estados Unidos tienen un nivel de independencia que sorprende a otros gobiernos.

Y sí, hay ejemplos documentados donde el Departamento de Estados, o las mismas agencias de inteligencia recomiendan que no se prosiga con un arresto o un indictment por razones de seguridad nacional o el impacto catastrófico en la cooperación con un país aliado. En el caso del exsecretario Salvador Cienfuegos parecería que esto no fue una consideración.

Para los que no entienden por qué habría un impacto catastrófico en la cooperación entre ambos países, les recuerdo que la Guardia Nacional es netamente un ente militar, bajo la responsabilidad operacional y política de la Sedena. Hay pocas instituciones con quien podría coordinarse la DEA, el FBI y la CIA con la desaparición de la Policía Federal. Y ante el hecho de que ya se arrestó a un exsecretario de la Defensa, un exsecretario de Seguridad, por qué no pensar, de existir la investigación, que se podría arrestar a otros exsecretarios. Todo depende de las pruebas y los testigos.

No sé si las acusaciones hechas en contra del general Cienfuegos tienen fundamento, o no, lo que sí es obvio es que el equipo jurídico del exsecretario tendrá que demostrar que las pruebas son falsas y el testimonio en su contra son mentiras. Seguramente hay pruebas en México que podrían ayudar o dañar el juicio en contra del general. Interesante será seguir de cerca el papel que juegue el gobierno federal, las instrucciones que provengan de la presidencia y los comentarios públicos de López Obrador serán indicios.

Pero el arresto de García Luna y del general Cienfuegos es una llamada de atención a la 4T. Y ante los números históricos de homicidios en el país, de los cuales un alto porcentaje están vinculados a la violencia de los cárteles, este es un claro indicio de que gobierno no controla el territorio nacional. Pero esto se debe a ¿omisión o colaboración? ¿Por qué la clara y pública deferencia del presidente ante un cártel y no otras organizaciones? ¿Es porque hay vínculos de corrupción? ¿O será más un problema de que estas organizaciones están extorsionando o amenazando al gobierno? ¿O hay, en algunas instancias, vínculos directos con el jugoso negocio del crimen organizado?

Desafortunadamente para México, en el ámbito de seguridad las agencias estadounidenses tienen una muy larga memoria (de hecho, las pruebas que se usaron en contra del Chapo, no entiendo la deferencia del presidente con Guzmán Loera) en algunos casos se recabaron o provenían de eventos que sucedieron hace más de una década y media.

La cooperación en la relación bilateral sufrirá un cambio existencial, que incluirá una disminución importante de la confianza que se requiere entre agencias de ambas naciones. Muchos pensarán que esto en sí son buenas noticias. Pero también en situaciones de crisis donde está involucrada la seguridad nacional de ambos países, la confianza y capacidad de comunicación es fundamental. Mientras tanto, la 4T debería de recordar la famosa frase de John Donne: “nunca preguntes por quién doblan las campanas; doblan por ti”.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.