Van por las gubernaturas del PAN y del PRI
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Van por las gubernaturas del PAN y del PRI

COMPARTIR

···
menu-trigger

Van por las gubernaturas del PAN y del PRI

07/02/2020
Actualización 07/02/2020 - 15:18

Mientras el presidente de la República escuchaba a los gobernadores del PAN, su propuesta en torno a la migración del Seguro Popular al Insabi, pensaba que a varios de ellos ya nos los volvería a ver en virtud de que el año que viene habrá elecciones en sus estados, pero sobre todo cavilaba el jefe de la nación que ya no enfrenaría una oposición recalcitrante a sus proyectos, en virtud de que seguramente esas entidades que ahora gobierna el blanquiazul, pasarán a manos de Morena.

La creación del Insabi y la misma centralización de servicios médicos al gobierno federal, conlleva el manejo del vasto presupuesto que se destina al sector salud y segundo, permite capitalizar clientelarmente y electoralmente esos recursos.

Baja California Sur, Querétaro, Chihuahua y Nayarit son los cuatro estados que dejarán de ser gobernados por panistas y en su lugar irrumpirán los candidatos de Morena.

Con el control del gasto y la operación de todo el sistema nacional de salud, el gobierno de la 4T ya tendría bajo su égida todo el gasto de política social, lo que significa, hablando en términos electorales, la victoria casi asegurada en los comicios de 2021, la revocación de mandato y la elección presidencial de 2024.

En este escenario, fue muy ingenuo, por no decir otra cosa, por parte de los gobernadores priistas, plegarse a los designios de López Obrador, en cuanto a la afiliación inmediata al Insabi, con ello los tricolores mandaron una contundente señal que no tienen posibilidades de mantener sus gubernaturas y menos hacer un papel decoroso en 2021, de hecho se habla que con que mantengan su registro, se darían por satisfechos.

Así que en Sinaloa, Guerrero, San Luis Potosí, Sonora, Colima, Campeche, Tlaxcala y Zacatecas, se observa la alternancia política y aunque varios de estos mandatarios estatales han hecho un relevante papel en sus cargos como Quirino Ordaz, Juan Manuel Carreras y Héctor Astudillo, la verdad difícilmente podrá el PRI mantener el gobierno en las elecciones del otro año.

En el top ten de los gobernadores mejor calificados al día de hoy, está el propio Quirino Ordaz, de Sinaloa, en primer lugar y aunque es del PRI y en algún momento del Verde Ecologista, lo cierto es que los morenos andan coqueteando con él y así ocurre con otros, aunque, hay que decirlo, los menos, todavía traen la camiseta tricolor bien puesta.

Haber aceptado el nuevo organismo de salud, sin reglas de operación y sin los suficientes recursos presupuestales, significó ponerse la espada de Damocles, debido a que ellos tienen la responsabilidad ante sus gobernados, sobre todo cuando ocurra el desabasto de medicinas o la insuficiencia en la estructura médica.

Si los gobernadores se quejan por la actuación de los superdelegados en sus entidades, con la centralización del presupuesto de salud, pues quedarán más acotados.

Así que mientras los gobernadores del PRI y del PAN ceden terreno, Morena está aceitando la maquinaria rumbo a la elección de 2021.

Esa es la prioridad de AMLO, arrebatarle los estados que gobiernan el PRI y el PAN.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.