Nómina oculta de AMLO
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Nómina oculta de AMLO

COMPARTIR

···
menu-trigger

Nómina oculta de AMLO

15/09/2020
Actualización 15/09/2020 - 8:44

Al ponderar la letra chiquita del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2021, saltan una serie de datos que sólo un ciego no vería, como el engaño que prevalece en torno a la austeridad y el recorte de plazas en el gobierno federal, ya que el rubro de servicios personales (sueldos) que pagará el sector público ascenderá a 1.37 billones de pesos, cifra que representa un incremento de 55 mil millones de pesos respecto a lo aprobado para 2020.

Esta cifra tiene el nivel más alto de este rubro de gasto en la historia del país, y significa 30 por ciento del gasto programable total; es decir que por cada peso gastado del gobierno en este rubro, 30 centavos serán para el pago de sueldos.

Esta austeridad mal aplicada o nómina oculta, aumentan el costo promedio de las plazas en el gobierno federal, denunció la coordinadora perredista en San Lázaro, Verónica Juárez Piña.

“Si revisamos el número de plazas de las dependencias del sector público (Tomo IX del PEF 'Analítico de Plazas') y lo dividimos entre el gasto en servicios personales, se puede observar datos que no corresponden a una lógica administrativa, o bien que sugieren que en el Presupuesto de Egresos no se revela la totalidad de las plazas en el gobierno, o bien existe una especie de nómina escondida o no declarada y esto explicaría el poco usual comportamiento de la relación nómina/plazas en la administración pública”, explicó.

En 2020 la Oficina de la Presidencia registró un total de mil 280 plazas y su gasto en servicios personales fue de 433.8 millones de pesos, por lo que el costo promedio de cada plaza en la Presidencia fue de 338 mil 900 pesos anuales.

Sin embargo, para 2021 se tienen registradas mil 87 plazas y el gasto en servicios personales será de 488.5 millones de pesos anuales, por lo que el costo promedio anual de cada plaza será de 449 mil 402 pesos anuales; es decir un incremento de 32 por ciento en el costo promedio anual, a pesar de la disminución en el número de plazas adscritas a la Oficina de la Presidencia.

“Lo anterior sugiere que la disminución en el número de plazas ha sido orientada hacia aquellas que reciben un menor salario, o bien que las percepciones salariales son mayores que las oficialmente se tienen establecidas, aunque una tercera posibilidad es que en realidad exista un cierto número de plazas no declaradas que inciden en el incremento en los gastos por servicios personales aún y cuando se registren oficialmente un número de plazas menor al del año anterior”, detalló la diputada federal.

Y tiene razón la legisladora al apuntar que efectivamente hay una cifra negra o una nómina alterna, ya que los números no cuadran y esto se observa en casi todas las dependencias federales.

Así, por ejemplo, en la Secretaría de Relaciones Exteriores se observa el costo anual promedio más elevado del gobierno al ser para 2021 de 1 millón 442 mil 87 pesos por plaza, lo que representa un incremento de 30 mil pesos con respecto a 2020.

Le sigue la Secretaría del Bienestar donde el costo promedio anual de cada plaza ascenderá para 2021 a 1 millón 202 mil 471 pesos, lo que representa un incremento de 16.4 por ciento es decir, 169 mil pesos con respecto a 2020.

Con excepción de Pemex, Función Pública, la CNDH y la Secretaría de Marina, todas las demás entidades gubernamentales muestran incrementos en el costo anual promedio de sus plazas.

De hecho es la Oficina de la Presidencia la que registra un mayor crecimiento porcentual en el costo anual promedio por plaza, al pasar de 338 mil 906.3 pesos en 2020 a 449 mil 402.0 para 2021; le sigue la Secretaría de Salud con 27 por ciento al pasar de 411 mil 685.5 a 524 mil 866.3 pesos; y en tercer lugar la Secretaría del Bienestar cuyo costo anual promedio de sus plazas pasó de 1 millón 33 mil 57 en 2020 a 1 millón 202 mil 471 pesos en 2021.

Hay bancadas en el Congreso como la del PRD en la Cámara baja que, a pesar de que son un grupo minoritario, tiene la participación más alta en cuanto a denuncias e iniciativas y eso habla de legisladores que hacen su tarea, como es este caso, en donde las pesquisas que han hecho en torno a desmenuzar las tripas del Proyecto del Presupuesto que pretende el presidente de México se apruebe en el Poder Legislativo, apuntan a que hay plazas que no están reportadas o de plano que hay una nómina paralela a la oficial, esperemos a ver qué dicen en la SHCP, para aclarar lo que parece evidente.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.