Heridas abiertas en el Senado
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Heridas abiertas en el Senado

COMPARTIR

···
menu-trigger

Heridas abiertas en el Senado

04/12/2019
Actualización 04/12/2019 - 13:57

Arrancan las comparecencias en el Senado de las tres aspirantes a ministras para cubrir la vacante dejada por la renuncia de Eduardo Medina Mora en la Suprema Corte de Justicia de la Nación y con ello se recrudecerán las divisiones entre los senadores, aun del mismo partido.

A decir de los enterados, Ana Laura Magaloni, académica del CIDE, y Margarita Ríos-Farjat, titular del SAT, han tomado una clara delantera sobre la tercera candidata, Diana Álvarez Maury.

Más allá de ponderar sobre las simpatías entre los senadores por las suspirantes, diremos, en primera instancia, que aún no se cierran las heridas expuestas al sol durante la refriega que significó el agandalle de las huestes de Ricardo Monreal en torno al nombramiento de una Piedra al frente de la CNDH.

Aunque el líder de los senadores morenistas mantiene el optimismo sobre que la operación cicatriz ya tuvo sus efectos, lo cierto es que los senadores del PAN no superan la chapucería y las agresiones que padecieron, por lo que van a cerrar filas para rechazar la propuesta enviada por el presidente López Obrador a la Cámara alta.

Las fracciones de PRI, PRD y MC si bien no han mostrado una oposición en bloque en contra de Ana Magaloni ni de Ríos-Farjat, lo cierto es que después su ambivalente y timorata postura en torno al nombramiento de la titular de la CNDH, pues esperan la oportunidad para congraciarse con sus simpatizantes, por lo que tampoco se observa que vayan a alinearse al bloque mayoritario que comanda Morena.

Lo que es un hecho es que la terna conformada por incondicionales de AMLO para ocupar la vacante en la SCJN no pasará en esta primera ronda, por lo que se espera que el intríngulis se alargue más de la cuenta, en el entendido que se impondrá, finalmente a una persona afín al titular del Ejecutivo federal.

Así de fácil, para tener el control de la SCJN, AMLO requiere que una de los suyos cubra esa posición para, a partir de allí, tener mayoría entre los ministros a la hora de votar las resoluciones y sentencias que genera la máxima corte de justicia del país.

Ninguna de las tres candidatas a la Corte cumple con el requisito de independencia e imparcialidad que necesariamente requiere el cargo al que aspiran, esa es la cruda realidad y aunque algunos mencionan que no tienen compromisos de fondo con el presidente, la verdad es que hay más motivos para pensar lo contrario.

Hay que decirlo, la elegida jugará un rol relevante en torno al proyecto continuista de la 4T.

Por ello, es relevante que los senadores de oposición entiendan la relevancia de su decisión y postura en torno al nombramiento.

Ricardo Monreal enfrentará otro gran escollo para cumplir la agenda legislativa de López Obrador y vaya que el exgobernador de Zacatecas se la ha rifado para tener contento a su jefe; ello, claro, a costa del malestar de sus pares y ello incluye también a varios senadores de su partido, quienes agazapados, esperan algún traspié mayor de su líder para tumbarlo.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.