Las Encuestas

Coronavirus

Con las noticias recientes sobre la propagación del virus hacia otros países además de China, es probable que haya una mayor preocupación.

Desde principios de este mes, más de la mitad de los mexicanos dijeron sentirse muy preocupados por el coronavirus. De acuerdo con la encuesta publicada en este diario el 12 de febrero, 57 por ciento de los consultados dijo estar muy preocupado por ese asunto, 14 puntos por arriba de lo que se registró en el mes de enero en una encuesta similar. Si se considera también a quienes estaban algo preocupados, el nivel de angustia alcanzaba 79 por ciento, a inicios de febrero.

Con las noticias recientes sobre la propagación del virus hacia otros países además de China, es probable que haya una mayor preocupación. Además, según la encuesta de febrero, 71 por ciento de los mexicanos consultados cree que México está poco o nada preparado para una posible llegada del coronavirus al país. De acuerdo con la encuesta mencionada, la preocupación por el coronavirus ha sido significativamente más alta entre las mujeres que entre los hombres. El sondeo arrojó que 64 por ciento de las mujeres se dijo muy preocupada, frente 49 por ciento de los hombres que dio esa misma respuesta. La diferencia de opinión entre unas y otros era de 15 puntos.

La preocupación por el virus también refleja diferencias importantes por edad: Los más sensibles ante el tema son los mayores de 50 años, quienes dijeron estar muy preocupados en un 64 por ciento. Entre los de edad de 30 a 49 el porcentaje muy preocupado es de 57, mientras que entre los jóvenes de 18 a 29 alcanzó 47 por ciento. La diferencia entre el grupo más joven y el más maduro alcanzó 17 puntos. Según lo que se ha difundido acerca del virus, las personas de mayor edad podrían ser más vulnerables, enfrentando un mayor riesgo. La encuesta indica que el grupo de mayor edad, por lo pronto, se muestra más sensible que los jóvenes ante la situación.

De acuerdo con la desagregación de datos por nivel de escolaridad, la mayor preocupación se registra entre el grupo con nivel de escolaridad más bajo, quienes tienen estudios básicos. Entre ellos, la proporción de entrevistados que se dicen muy preocupados alcanza 63 por ciento. En contraste, los muy preocupados con escolaridad media o universitaria alcanzan 46 y 49 por ciento, respectivamente. La diferencia entre el grupo con mayor nivel de preocupación y el menos preocupado es de 17 puntos.

Quizás por el factor edad, los usuarios de redes sociales lucen menos preocupados por el coronavirus que los no usuarios. Según el estudio, quienes utilizan 'mucho' las redes sociales se mostraron muy preocupados en un 48 por ciento, mientras que quienes no utilizan 'nada' las redes expresaron la más alta preocupación, con 78 por ciento. Si algo nos dice la forma como se propaga información, los niveles de entrevistados muy preocupados es de 52 por ciento entre usuarios de Facebook, 53 por ciento entre usuarios de WhatsApp, 51 por ciento entre usuarios de YouTube, 46 por ciento entre usuarios de Instagram y 40 por ciento entre usuarios de Twitter.

Regionalmente también se observan diferencias importantes. En el norte del país es donde más preocupa el coronavirus, con un 67 por ciento de entrevistados que se dicen muy preocupados en esa región. La región donde menos preocupación se detectó es el centro-occidente, con un 50 por ciento. En el centro y en el sur del país el nivel de preocupación fue muy similar, con 55 y 53 por ciento, respectivamente. El asunto del crucero a las afueras de Cozumel podría incidir en cambiar estas percepciones regionales, con una implicación directa en el sureste. También el caso bajo observación en la Ciudad de México, que al momento de escribir estas notas no había sido confirmado.

La preocupación por el coronavirus es esperable. Llegar a estar alarmados ya empieza a ser otra historia. Pero las noticias sobre la expansión del virus y sus consecuencias se han vuelto más dramáticas. En Gran Bretaña se habla de cancelar eventos deportivos masivos, así como las clases, como medidas para evitar la propagación. Se prevén un par de meses de inactividad, según se ha manejado. Además de preocupar por la salud física y la actividad económica, la información y desinformación sobre el coronavirus podría ser un factor en el ánimo y el estado emocional de la población. Habrá que estar muy al pendiente.

COLUMNAS ANTERIORES

Voto dividido
Voto redistributivo

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.