México a EU: inhumana y cruel, acción migratoria
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

México a EU: inhumana y cruel, acción migratoria

COMPARTIR

···

México a EU: inhumana y cruel, acción migratoria

El titular de la Cancillería, Luis Videgaray, dijo que el Gobierno mexicano envió una nota diplomática para reclamar por esta política y que hay alrededor de 21 niños mexicanos separados de sus familias.

Anabel Clemente
19/06/2018
Actualización 20/06/2018 - 7:00
Niños inmigrantes.
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

CIUDAD DE MÉXICO.- El Gobierno mexicano envió una nota diplomática a la administración de Donald Trump para expresar su rechazo a la política de 'Tolerancia Cero', que separa a niños migrantes de sus familias en Estados Unidos, informó el secretario de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray.

“La nota dice fundamentalmente dos cosas: primero, expresa nuestro rechazo categórico a esta política de separación de familias, de los niños de sus padres; por otro lado, también le exhortamos (al Gobierno de Estados Unidos) a tomar algunas medidas operativas que pueden aliviar enormemente la situación de los niños que ya están en albergues”, explicó el canciller en entrevista radiofónica para Grupo Fórmula.

Las medidas operativas son dos: por un lado, que se tenga un registro de en qué centros de detención se encuentran los padres de los niños detenidos en albergues y, por otro lado, que se permita la comunicación telefónica entre padres e hijos.

Detalló que la carta fue enviada al Departamento de Estado de Estados Unidos, pero se pide que se haga del conocimiento de las áreas involucradas en la atención de los niños migrantes, es decir, a los departamentos de Seguridad Interior, de Justicia y de Salud, “porque de éste dependen los albergues donde están llevando a los niños”.

En conferencia de prensa, el canciller mexicano señaló que una niña con síndrome de Down es una de los 21 menores mexicanos separados de sus familias por la política 'Tolerancia Cero', medida que calificó como “cruel e inhumana” y expresó, “a nombre del Gobierno y del pueblo de México, la más enérgica condena”.

Mencionó que la red consular mexicana identificó como connacionales a 21 de los mil 995 menores separados de sus familias desde abril, lo que representa el 0.01 por ciento del total de niños afectados con dicha política.

De esos infantes, 14 ya fueron repatriados o llevados con sus familiares, y hasta el momento siete se encuentran en diversos centros de detención. Entre ellos está la niña de 10 años con discapacidad, que cruzó la frontera con su mamá y su hermano (de la misma edad) para reunirse con su padre, un hombre con residencia estadounidense.

Videgaray reveló que el viernes se reunirá con los cancilleres de El Salvador, Honduras y Guatemala para analizar las acciones para garantizar que se cumplan los derechos humanos de los niños migrantes, ya que la mayoría de los menores en los centros de detención son de esos países.

“No podemos ser indiferentes ante un hecho que claramente representa una violación a los derechos humanos y que pone en situación de vulnerabilidad a niños menores”, sentenció el canciller.

Además, hizo un llamado a la comunidad internacional para expresar su indignación por esta política.

Asimismo, informó que una representante de México en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, que se reúne en Ginebra, manifestó ante esa instancia que si bien México respeta el derecho de cada país a definir su propia política migratoria, no se puede criminalizar a los inmigrantes.

Por acuerdo unánime de todos los partidos, el Poder Legislativo elabora un pronunciamiento público, de defensa de la dignidad humana, y será enviado a los Congresos de todo el mundo, incluido el de EU, anunció el presidente de la Primera Comisión de la Permanente, José María Tapia Franco, del PRI.

“Éste es el momento de la unidad nacional. No podemos permitir estos tratos indignos, inhumanos y xenófobos”, declaró el senador priista.

El diputado federal del PRD, Agustín Basave, quien también es presidente de la Segunda Comisión, calificó de “hechos abominables, dignos sólo del estilo de los nazis”.

“Enjaular a niños no tiene nombre”, criticó la senadora priista sinaloense, Diva Gastélum.

El presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, Marko Cortés, del PAN, consideró que la posición del Gobierno fue “tibia”, y que falta una mayor contundencia desde el Legislativo. 

Con información de Víctor Chávez .