Nacional

Que SAT conozca planes fiscales de contribuyentes es una 'cacería' que viola la Constitución: Samuel García

El presidente de la Comisión del Federalismo del Senado dijo esto sobre la propuesta que busca que contadores revelen al SAT planes fiscales de sus clientes.

La propuesta del Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) que busca que contadores y asesores revelen al Servicio de Administración Tributaria (SAT) los planes fiscales de sus clientes representa una "cacería permanente" que viola la Constitución, afirmó el presidente de la Comisión del Federalismo del Senado, Samuel García Sepúlveda.

El Financiero publicó este martes que el SAT quiere que a partir de 2020 los asesores "revelen" al Gobierno federal información relacionada con los planes fiscales de sus clientes.

Expertos califican esta propuesta como "inquisitiva", generadora de incertidumbre entre contribuyentes y asesores, y violatoria del derecho de secreto profesional.

De acuerdo con el legislador de Movimiento Ciudadano, esa no es una atribución del SAT, sino del Tribunal de Justicia Administrativa, el cual –consideró– puede juzgar si una estrategia es o no legal y óptima.

Sepulveda declaró que los contribuyentes le tienen que decir al SAT qué estrategia o planeación financiera están haciendo, agregó que "esa no es tarea del SAT, eso es tarea del Tribunal de Justicia Administrativa que es el tribunal que puede juzgar si una estrategia es o no legal y óptima".

"De hacerlo así el juez y parte que se convierte el SAT tendría una cacería absoluta pues estaría de manera permanente y constante violando los papeles y domicilios de los contribuyentes. Viola flagrantemente el artículo 16 Constitucional y obviamente viola el secreto fiscal y profesional que tienen los contribuyentes para con sus abogados y contadores", dijo.

Por otra parte, el senador de Nuevo León dijo que la bancada de Movimiento Ciudadano en el Senado tampoco apoyará la iniciativa de Morena que busca aumentar el cobro de impuestos a las empresas digitales.

"No a los esquemas reportables, no a los impuestos digitales y tampoco el impuesto a las tandas, a la retención y ahorro de los empleados y mucho menos el aumento al IPS al refresco, a las bebidas, a la cerveza y al cigarro, porque ese dinero no está etiquetado a salud", puntualizó.