Maestros evitan toma de Derecho en CU, pero hay 12 escuelas en paro
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Maestros evitan toma de Derecho en CU, pero hay 12 escuelas en paro

COMPARTIR

···
menu-trigger

Maestros evitan toma de Derecho en CU, pero hay 12 escuelas en paro

bulletSin clases, 4 prepas, 3 CCH, Arquitectura, Arte y Diseño, FFyL, Economía y Políticas.

Víctor Chávez
04/02/2020
Encapuchados trataron de tomar Facultad de Derecho
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Maestros frustraron este martes la toma de instalaciones de la Facultad de Derecho de la UNAM por parte de un grupo de jóvenes encapuchados, y el director de la escuela, Raúl Juan Contreras Bustamante, alertó que “fuerzas externas quieren paralizar a la Universidad”.

Después de ya casi tres meses de paros y cierres de diversos planteles de la Máxima Casa de Estudios –iniciaron el 19 de noviembre–, el secretario General de la UNAM, Leonardo Lomelí, admitió que en las movilizaciones y tomas de escuelas “hay grupos externos que no se sabe a qué intereses obedecen”.

Reconoció que “hay una lucha legítima contra la violencia de género, pero que se mezcla con otros grupos con intereses ajenos a la UNAM”.

El director de la Facultad de Derecho, Raúl Contreras, explicó que aunque en esa escuela “no hay un pliego petitorio” de los alumnos ni amenazas de paro, la mañana de este martes un grupo externo de encapuchados pretendió tomar por la fuerza, con violencia y con insultos, las instalaciones de la facultad.

Detalló que, ante el aviso de que tomarían las instalaciones, citó a maestros y personal administrativo desde la cinco y media de la mañana. Cuando alrededor de 20 manifestantes llegaron a tratar de colocar cadenas y cerrar los accesos, los maestros impidieron su entrada y, en medio de un enfrentamiento, empujones y gritos, evitaron el bloqueo.

Entre gritos de “¡violadores! ¡machos! ¡abusadores!”, con tubos y varillas, los encapuchados, ante su intento frustrado, rompieron vidrios, pantallas, pintaron puertas, ventanas, paredes, la efigie del águila que se encuentra en la explanada y todo lo que encontraron a su paso. Además aventaron pintura sobre los trajes de una docena de maestros y varios empleados.

Al final, sin lograr su cometido, los agresores se retiraron hacia la Facultad de Filosofía y Letras, que se encuentra ya en paro y donde se refugian decenas de paristas encapuchados.

“Sabemos que hay muchas quejas y denuncias por violencia de género, pero la violencia no se combate con violencia”, dijo Contreras Bustamante, quien llamó a los alumnos a “no permitir que externos se apoderen de la facultad, porque los paros en la UNAM sólo afectan a los más pobres. Los ricos mandan a sus hijos a escuelas privadas”.

Ante las tomas violentas de escuelas, maestros de la Facultad de Derecho demandaron al rector, Enrique Graue, que ponga ya en operación el Servicio de Vigilancia y Seguridad interna de la UNAM, y que evite este tipo de agresiones, sin la presencia de elementos de vigilancia.

El maestro Everardo Moreno dijo –en entrevista radiofónica– que “no me explico por qué, aunque los manifestantes destruyen el patrimonio universitario, los elementos de seguridad no hacen nada”.

Incluso, aseguró que “son delincuentes” y criticó que “eso de abrazos y no balazos y todas esas frasecitas sólo se materializan en impunidad campante por el país”.

Hasta esta tarde, la UNAM tenía ocho escuelas sin clases: las facultades de Filosofía y Letras, de Ciencias Políticas, de Artes y Diseño, de Arquitectura y las preparatorias 3, 6, 8 y 9.

Pero, por la noche, luego de concluir sus respectivas asambleas informativas, determinaron unirse al paro de actividades la facultad de Economía así como los CCH de Vallejo, Azcapotzalco y Naucalpan.

En sus pliegos petitorios, los paristas exigen el cese a los acosos de profesores a alumnos, terminar con el encubrimiento del victimario en casos de violencia de género y que se modifiquen las malas respuestas de las administraciones a los riesgos y peligros que afectan a las estudiantes, entre otras.

Por la tarde, estudiantes marcharon a Rectoría, donde la abogada de la UNAM, Mónica González, recibió el documento con sus demandas.