Incompleta, la reforma para castigar violencia de género, reconoce la UNAM
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Incompleta, la reforma para castigar violencia de género, reconoce la UNAM

COMPARTIR

···
menu-trigger

Incompleta, la reforma para castigar violencia de género, reconoce la UNAM

bulletEl presidente de la Comisión de Legislación Universitaria del Consejo Universitario, Pedro Salazar, ofreció que 'se seguirán haciendo cambios'.

Víctor Chávez
13/02/2020
Prepa 8
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El Consejo Universitario de la UNAM aprobó reformas a la legislación universitaria para establecer que la violencia de género sea considerada causa “especialmente grave de responsabilidad”, pero que las propias autoridades universitarias las consideraron "insuficientes".

En una larga sesión extraordinaria, el máximo órgano colegiado de la Universidad modificó los artículos 95 y 99 de su Estatuto General, para incluir la violencia de género como causa especialmente grave de responsabilidad, “aplicable a todos los miembros de la Universidad”.

Además, se adicionó la fracción VII al Artículo 95 del Estatuto, referente a las causas especialmente graves de responsabilidad, para quedar como sigue: “VII.- La comisión de cualquier acto de violencia y en particular de violencia de género que vulnere o limite los derechos humanos y la integridad de las personas que forman parte de la comunidad universitaria”.

Sin embargo, las reformas sólo atienden en parte las demandas de las estudiantes en paro en diversas escuelas, por lo que se trata de cambios “insuficientes” en la ley, según admitieron las propias autoridades universitarias.

Las alumnas en movimiento en la UNAM demandan principalmente cambios en el artículo 98, con el fin de relacionar las sanciones a quienes ejerzan violencia de género con la escala de gravedad que determine el Protocolo de Atención a Casos de Violencia de Género.

Exigen también que se impongan sanciones de tipo restaurativo cuando sea necesario. Además, exigen que se modifique el artículo 99, para la creación de una Comisión o Tribunal especializado en violencia de género.

Por esta razón, el propio presidente de la Comisión de Legislación Universitaria del Consejo Universitario, Pedro Salazar, admitió que, aunque son reformas “trascendentales”, “no son suficientes”.

El también director del Instituto de Investigaciones Jurídicas ofreció que “se seguirán haciendo cambios”, a partir de propuestas como la del Consejo Técnico de la Facultad de Filosofía.

Incluso, al inicio de la sesión extraordinaria del Consejo, el propio rector de la UNAM, Enrique Graue, reconoció también que una de las demandas centrales de las alumnas de la Facultad de Filosofía “no se incluyó porque llegó tardíamente”, aunque se comprometió a que será retomada en posteriores sesiones.

La UNAM informó que, sobre el Artículo 99, se amplió de uno a tres los vocales permanentes que integran el Tribunal Universitario, y se incluyó a dos mujeres.

“En congruencia con esa reforma al Artículo 99, el Consejo Universitario conocerá la propuesta de modificación a la fracción II del Artículo 3° del Reglamento del Tribunal Universitario y de la Comisión de Honor para armonizar el enfoque de paridad”, aclaró.

Informó que “también se planteará la propuesta de una nueva redacción a la totalidad del Artículo 9 del mismo Reglamento, relativo a los medios de notificación del inicio del procedimiento a la persona remitida”.

Enfatizó que “esta reforma, considerada en el dictamen de la Comisión de Legislación Universitaria, es la primera de una serie de modificaciones que se plantearán al Consejo Universitario, con el propósito de ir adecuando la legislación de la UNAM a los requerimientos para erradicar la violencia de género en la institución”.