menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Exigen perredistas de Edomex no desaparecer su partido

COMPARTIR

···
menu-trigger

Exigen perredistas de Edomex no desaparecer su partido

bulletEl dirigente estatal lamentó que algunos 'cognotados' liderazgos tenga la intención de 'renovar' al partido, desapareciendo su nombre, y abrir la posibilidad de fundar un nuevo instituto.

Héctor Gutiérrez
16/10/2018
PRD Estado de México
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Tras los resultados electorales adversos, la dirigencia estatal del PRD en el Estado de México, encabezada por Omar Ortega Álvarez, realizó reuniones y consultas para conocer el sentir de los militantes y liderazgos regionales respecto al futuro del partido.

Y ahí, la respuesta fue puntual y contundente: conservar nombre, siglas y emblema del partido político y renovar a la brevedad todos los órganos directivos a nivel municipal, estatal y federal.

En conferencia de prensa, Ortega lamentó que a nivel nacional algunos “cognotados” liderazgos del partido del Sol Azteca tenga la intención de "renovar" al partido, desapareciendo su nombre, emblema y así abrir la posibilidad de fundar un nuevo instituto político.

De hacerlo, subrayó, pasaría a la historia el esfuerzo, idea, propuesta y sangre de miles de mexiquenses y mexicanos en general, que conformaron al instituto político, PRD, que pugnó y aportó al territorio estatal y nacional un sistema democrático justo, una gran gama de libertades y derechos que hoy goza la sociedad en general.

Acompañado por los liderazgos de la dirigencia del PRD mexiquense, explicó que a diferencia del Consejo Nacional que apostó por la conformación de una Comisión de Diálogo y la realización de cinco foros, el PRD estatal acudió a las regiones del Estado de México para analizar y reflexionar los datos duros y saldo en general de contienda electoral y el resultado fue un no rotundo a la desaparición.

Añadió que en dicha consulta, los militantes reclaman y exigen que haya elecciones a la brevedad y que sean los nuevos consejeros y nuevos delegados los que decidan el rumbo del partido, línea política, política de alianzas, documentos básicos, así como la transformación del partido, esto último si es que se optará por este escenario.

Informó que dicha propuesta la asume la dirigencia estatal y la llevará al Consejo Nacional que se celebrará el próximo sábado.

Consideró que si en la refundación del partido no se involucra a la base y militancia, el proceso se convertirá en un gran error donde un pequeño grupo de personas seguirán decidiendo el futuro de una institución partidaria generadora de grandes adeptos al sistema democrático que hoy tenemos en el país.

Ortega Álvarez recordó que hay un mandato judicial que obliga al PRD a convocar a elección interna para que a más tardar a finales de octubre se renueven todos los cargos partidarios que se tienen en los comités de todos los niveles.

En este tenor,hizo un llamado a todos los comités estatales para que realicen consultas similares que les permitan conocer el sentir de los militantes.

“La decisión la están tomando unos cuantos y esto es un tema de consulta, es importante saber lo que piensan los militantes”, insistió.

En su intervención Agustín Uribe, miembro del comité estatal recordó que el PRD nació para impulsar en el país una sociedad democrática, donde “la gente pudiera votar y ese voto se respetará", esa premisa se alcanzó, en buena medida, a las propuestas del PRD.

Reconoció que algunos liderazgos políticos nacionales entendieron de manera equivocada su función y sus expresiones políticas apuntaron a la búsqueda de espacios y reparto de cuotas.

“El PRD merece una transformación pero partiendo desde la base y no a partir de seis personajes nacionales que quieren seguir determinando la línea a seguir”, dijo.

Con nombre y apellido, mencionó los nombres de los “cognotados” perredistas que siempre han decidido el rumbo del PRD: Jesús Zambrano, Jesús Ortega, Héctor Serrano, Héctor Bautista e incluso el no militante Miguel Ángel Mancera.

Por su parte Anselmo García, presidente del consejo estatal consideró que la idea de los lideres nacionales es equivocada pues parten de la idea de que una nueva organización política estaría aglutinando a otras fuerzas sociales y partidarias y ese escenario no es viable porque las circunstancias a 1989 son diferentes.