En 35 años de carrera nadie ha intervenido en mis decisiones: Yasmín Esquivel
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

En 35 años de carrera nadie ha intervenido en mis decisiones: Yasmín Esquivel

COMPARTIR

···
menu-trigger

En 35 años de carrera nadie ha intervenido en mis decisiones: Yasmín Esquivel

bulletLa presidenta del Tribunal de Justicia Administrativa de la capital señala que es fundamental el respeto y el diálogo con los Poderes Ejecutivo y Legislativo, pero jamás la sumisión.

Eduardo Ortega
04/03/2019
Yasmín Esquivel, presidenta del Tribunal de Justicia Administrativa de la capital.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Aplicar la ley sin influencias o presiones de ningún tipo es el principal objetivo de la magistrada Yasmín Esquivel Mossa, en caso de convertirse en ministra de la Corte, quien, al mismo tiempo, responde a las críticas en su contra por el hecho de ser esposa de José María Riobóo:

“Es una apreciación injusta, llena de misoginia y hasta me parece sexista. Me llamó Yasmín Esquivel Mossa y mi carrera profesional es totalmente independiente. Tengo una vida profesional consolidada, desde hace 35 años, y nadie ha intervenido en mis decisiones de impartidora de justicia”, asevera.

La presidenta del Tribunal de Justicia Administrativa de la capital señala a El Financiero que es fundamental el respeto y el diálogo con los Poderes Ejecutivo y Legislativo, pero jamás la sumisión.

“No conozco al presidente Andrés Manuel López Obrador. No soy su amiga. Nunca me ha nombrado en ningún cargo. No tengo acercamiento con él”, indica.

Ve necesario fortalecer las labores de la Corte, con transparencia, por lo que se deben evaluar los procedimientos de los juicios y abrir a la sociedad la forma en que se eligen los jueces.

Para la candidata a sustituir a la ministra Margarita Luna Ramos, los jueces tienen que trabajar en una ‘cajita de cristal’.

“Es fundamental que los juzgadores sean garantes de la Constitución; un juzgador no puede estar sometido a ningún partido político, a ninguna fuerza o presión política, a familiar, a amigos, a familiares. Su único mandato tiene que ser la Constitución y sus leyes”, sostiene.

Afirma que la Corte, al igual que el Ejecutivo y el Legislativo, tiene que ser austera, de acuerdo con los lineamientos planteados por el presidente López Obrador, por ello le parece atinada la decisión de los ministros de haberse bajado 25 por ciento su sueldo y prestaciones.

“Tengo cuatro compromisos: abatir la desigualdad económica y social, cumplir a cabalidad la exigencia de justicia, vencer el binomio corrupción-impunidad, y fortalecer la autonomía del Poder Judicial”.