Denuncian a Ana Gabriela Guevara por extorsión
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Denuncian a Ana Gabriela Guevara por extorsión

COMPARTIR

···
menu-trigger

Denuncian a Ana Gabriela Guevara por extorsión

bulletUn empresario veracruzano la señala a ella y tres personas más por pedirle dinero a cambio de un contrato por servicios de comedores.

Víctor Hugo Arteaga
05/05/2020
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La directora general de la Comisión Nacional del Deporte (Conade), Ana Gabriela Guevara, y Armida Adriana Ramírez, expriista veracruzana, fueron acusadas de extorsión, confirmaron autoridades del estado.

Empresarios locales denunciaron ante la Fiscalía General del Estado (FGE) de Veracruz una red de extorsión, que supuestamente opera de forma directa desde la oficina principal de la Conade.

De acuerdo con lo acusado por los empresarios, la red opera con conocimiento de su titular, Ana Gabriela Guevara, quien estuvo presente en al menos dos encuentros, en los que, dicen, solicitó cantidades de dinero en efectivo para comprometer un contrato de prestación de servicios para los comedores de la dependencia.

La denuncia fue presentada ante Aurora Solano Arroyo, encargada de la Fiscalía Especializada para la Atención de Denuncias por Personas Desaparecidas Zona Centro de Veracruz.

La investigación se inició el miércoles 15 de abril, y el número de carpeta de investigación es el FEADPD/ZC-V/083/2020.

Según documentación y material probatorio presentado ante la FGE, una de las personas que encabeza la red de extorsión es la veracruzana Armida Adriana Ramírez Corral, quien presuntamente es colaboradora de Guevara.

El supuesto delito habría ocurrido en contra de la empresa Cocinas Industriales Multifuncionales de Calidad S.A. de C.V. (CIMSA), quien tiene como representante legal a Carlos Donaciano Solórzano Pineda.

El afectado dijo en la declaración que sostuvo reuniones con Armida Ramírez Corral, entre marzo y abril de 2019, quien le aseguró que con una buena “mochada”, le asignarían de manera directa el “Contrato de Suministros de Alimentos para Deportistas y Entrenadores”, el cual tendría la vigencia del mes de julio a diciembre del año 2019.

Esa licitación cuyo número de procedimiento era el LA-011L6I001-E26-2019 se declaró desierta, según el portal oficial del Gobierno de México, Compranet.

Sin embargo, se llevó a cabo una reposición de esta clave, ahora con el número de procedimiento AA-011L6I001-E35-2019, pero ahora solo con vigencia del 15 de junio de 2019 al 13 de agosto de 2019.

La publicación para la licitación fue hecha el 23 de agosto de 2019, es decir, cuando este proceso ya había finalizado, motivo de una observación desde el Órgano de Interno de Control de la Conade, que no ocurrió.

Tras reponerse el procedimiento, con el número AA-011L6I001-E51-2019, se le asignó el contrato a CIMSA, con vigencia del 14 de agosto de 2019, al 31 de diciembre de 2019.

El apoderado legal de CIMSA refiere que en las reuniones que sostuvo con Armida Ramírez Corral, estuvo presente Ana Gabriela Guevara, titular de la Conade y Sergio Monroy Collado, quien funge como subdirector General de dicho organismo.

En uno de estos encuentros, indicó el apoderado legal, los mencionados le requirieron la cantidad de 150 mil pesos, solo para la asignación del contrato.

Guevara, Monroy y Ramírez, solicitaron, dijo, también el 15 por ciento del total de los pagos, sin considerar el impuesto al Valor Agregado (IVA), que realizaría la dependencia como parte de la contraprestación de dicho contrato.

La asignación del contrato se encontraba condicionada a que los pagos deberían realizarse de manera puntual, es decir cada 30 días, indicó.

Los pagos a la empresa no se realizaron en los tiempos acordados, denunció, a pesar de que se había llegado al acuerdo de renovar el contrato, aunque ahora de manera multianual, con el fin de resarcir las pérdidas económicas generadas a la empresa.

En diciembre de 2019, según las denuncias presentadas en la FGE de Veracruz, los funcionarios federales y Armida Ramírez, le exigieron que dieran por adelantado el pago del porcentaje exigido, para que pudiera renovar el contrato.

CIMSA emitió una factura por los servicios prestados a la Conade por un importe de 16 millones 901 mil 500 pesos, misma que fue pagada el 31 de diciembre de 2019.

Para esa fecha la empresa estaba en quiebra, ya financió los seis meses de suministros de alimentos a la dependencia y compró todo el mobiliario necesario para realizar esta operación, argumentó.

Debido a ello, la empresa CIMSA no realizó el pago acordado a Armida Ramírez Corral.

En febrero del 2020, Armida Adriana Ramírez Corral exigió vía telefónica el pago de 2 millones900 mil pesos, más una comisión por la representación que ella tenía con los funcionarios de la Conade, según la declaración.

Dichas exigencias cada vez fueron más intensas, refieren documentos de la carpeta de investigación, todo esto en razón de que, argumentaba Armida Ramírez, que la titular de la Conade la presionaba de manera directa.

Incluso, añade la investigación, Guevara puso supuestamente un ingeniero como custodio y/o vigilante para presionarla a ella y así poder cobrar la cantidad que exigía.

Armida Ramírez mencionó a los empresarios de CIMSA, que estuvo secuestrada en el Hotel Royal Pedregal de la ciudad de México el día 26 de febrero del 2020 por órdenes de Ana Gabriela Guevara.

El 19 de marzo del 2020, Armida le hizo una llamada telefónica al jurídico de la empresa y lo cita en el café Don Justo, en el interior del centro comercial Plaza las Américas ubicado en la ciudad de Xalapa, Veracruz.

La reunión inició a las 12:40 horas, en la que Carlos Donaciano (jurídico de empresa), refiere que en ese día fue amenazado y coaccionado por Ramírez Corral a efecto de que le entregara la cantidad de 2.5 millones de pesos en efectivo, ya que ella tenía órdenes directas de Sergio Monroy y Ana Guevara.

A dicha reunión llegaron elementos de la Fuerza Civil al mando de un comandante con distintivo “CORONA”, quien de manera directa amenaza al representante de CIMSA para que entregue el dinero a Armida, según el documento.

El elemento de la Fuerza Civil, bajo las órdenes del secretario de Seguridad Pública del Estado, Hugo Gutiérrez Maldonado, le infirió al empresario que él tenía indicaciones de la Ciudad de México, y por tal motivo le daba un término de 72 horas para cumplir esta exigencia.

Carlos Donaciano decidió cumplir con las exigencias hechas por Ramírez Corral y el oficial de la Fuerza Civil, por lo que se comunicó con ella para informarle que le entregaría el dinero el día 25 de marzo del presente año en el domicilio de su empresa.

Ella le indica que quien va a recolectar este dinero será el citado comandante con distintivo Corona (Actualmente se tiene conocimiento que su verdadero distintivo es Dragón), en punto de las 10:00 horas en el domicilio fiscal de su empresa, se entrega a este el dinero y se recopila una firma en un recibo en la cual solo estampa “Comandante Corona”.

El representante de CIMSA recibe entonces un mensaje de texto al día siguiente de la entrega, es decir 24 horas después aproximadamente de parte de Armida Ramírez donde ésta le informa que el comandante que fue a recoger el dinero no aparece, según la documentación.

Por ese hecho, hoy existe una carpeta de investigación de este evento y donde se conoce ahora que su nombre era “Edgar N”, supuesta pareja sentimental de Armida Ramírez.

Después de esa fecha, la que se ostenta como operadora financiera de Ana Gabriela Guevara, no se ha vuelto a comunicar con los empresarios a quienes se les cobraron los 2.5 millones de pesos.

Armida Ramírez Corral fue cesada como secretaria técnica del Consejo Político Estatal del PRI veracruzano en marzo de 2015.

Al tratarse de una funcionaria pública del Gobierno federal, en el caso de Ana Gabriela Guevara, la FGE debió dar vista a la Fiscalía General de la República (FGR), pero fuentes de esa dependencia confirmaron a El Financiero Bloomberg que hasta el momento no ha sido de esa forma.