Coronavirus nos llevará a construir un mejor país y una mejor sociedad: Meade
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Coronavirus nos llevará a construir un mejor país y una mejor sociedad: Meade

COMPARTIR

···
menu-trigger

Coronavirus nos llevará a construir un mejor país y una mejor sociedad: Meade

bulletEl exsecretario de Hacienda aseguró además que México superará los problemas financieros derivados del COVID-19 debido a que la economía nacional es fuerte.

Redacción
07/05/2020
Actualización 08/05/2020 - 1:39
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

José Antonio Meade, excandidato presidencial, aseguró este jueves que el coronavirus hará que en México exista una sociedad más responsable y con mayor consciencia.

“La pandemia (del coronavirus) nos llevará a construir un mejor país y una mejor sociedad, con mayor armonía”, dijo Meade en el Foro Virtual Combatir a la pandemia e impulsar la economía, realizado por la Universidad Panamericana.

“La pandemia exacerba la desigualdad. Debemos de pensar cómo construimos esta sociedad: con aspectos más armónicos, como el medio ambiente”, continuó.

El también exsecretario de Hacienda aseguró además que México superará los problemas financieros derivados del COVID-19.

“Vamos a superar el reto de salud. Nuestra economía es resistente, moderna y será capaz de contar con una senda de mayor crecimiento (después del coronavirus)”, comentó.

México sumó este jueves 257 muertes por COVID-19, con un total de dos mil 961, de acuerdo con cifras dadas a conocer por la Secretaría de Salud.

Asimismo, hay 245 defunciones sospechosas de coronavirus, de acuerdo con la dependencia.

Meade aseguró que hay una necesidad y oportunidad de sincronizar la reapertura de las cadenas de valor mexicanas con las de Estados Unidos, sin embargo, el reto del país es que esa reapertura económica no se traduzca en un repunte de contagios de COVID-19.

“¿Cuál es nuestro reto? Que esa reapertura no se traduzca en un repunte. La reapertura es como en tres paraguas: primero, cómo está el país, los estados o municipios; segundo, qué tan riesgoso es determinado sector, y tercero, qué tanta capacidad tengo en mi empresa de tener buenos protocolos y los riesgos del sector y del país”, sostuvo.

El exfuncionario federal detalló que, en este momento de la emergencia sanitaria, el margen de reapertura también lo da la capacidad hospitalaria en un mundo en el que todavía no hay una vacuna ni tratamiento para curar el coronavirus en la población.

Cuestionado sobre el efecto que pudiera tener en el repunte de la propagación del virus la reapertura de las maquiladoras al ser parte de las cadenas de abastecimiento en Estados Unidos, respondió que su convicción es que aún con las complicaciones que pudiera enfrentar el país y cada uno de los sectores, es posible diseñar protocolos para generar entornos seguros.

Afirmó que hay experiencia en México de grandes empresas globales que han operado sus plantas en el mundo en un entorno de COVID-19, ya que hay empresas mexicanas en China que nunca cerraron, hay empresas mexicanas en Europa que han operado en toda la pandemia y hay empresas en Estados Unidos que han sido exitosas en manejarse dentro de ese entorno.

“No puede haber reapertura de la cadena de valor, casi del mundo, si México no es parte de esa apertura. Nuestro reto no es ‘abro y corro un riesgo de salud’, el reto es cómo abro sin correr un riesgo de salud. Tenemos capacidad de construir protocolos y de ganar espacios de flexibilidad”, aseguró.

Meade mencionó que hay estados del país que han bajado su tasa de reproducción del virus, lo que es importante en el sentido de ganar espacios en las próximas semanas para poder realizar cada vez más actividades económicas, no obstante, matizó que esa caída no es “natural de la enfermedad”, sino de la intervención de la política pública y de la decisión de las personas de confinarse.

En ese sentido, advirtió que “si cambiamos la política pública, podríamos ver nuevos brotes y nuevos retos. Sigue siendo cierto que hay varianza en los estados, pero es alentador identificar que baja la tasa de reproducción y que la curva irá cayendo”.

El exfuncionario, y ahora profesor de la UP, indicó que quienes son economistas, están acostumbrados a hablar de la restricción presupuestal, “hoy la restricción presupuestal, por así decirlo, es la tasa de expansión del virus, y mientras más por debajo tengamos la tasa de reproducción del virus, mejores elementos de flexibilidad vamos a tener”.

Por lo tanto, añadió, si se logra hacer compatible la política pública, la sana distancia y las medidas de higiene con cuidados en la casa, en el transporte y en las empresas, se van a poder lograr mejores espacios de flexibilidad sin que aumenten los contagios.

“Luego entonces, estas tres semanas son bien importantes porque son las que nos van a consolidar el margen para empezar a imaginarnos cómo podría ser un nuevo normal en un mundo todavía sin terapia y sin vacuna. Nuestra siguiente restricción igualmente importante es la capacidad hospitalaria y la capacidad de atención a hospitales, por lo que mientras más margen logremos, mejores espacios tendremos de distención con el reto de activar la economía”, estimó.

Con información de Zenyazen Flores.