En plena guerra comercial, Trump se reunirá con presidentes Xi Jinping y Putin en G-20
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

En plena guerra comercial, Trump se reunirá con presidentes Xi Jinping y Putin en G-20

COMPARTIR

···
menu-trigger

En plena guerra comercial, Trump se reunirá con presidentes Xi Jinping y Putin en G-20

bulletEl presidente estadounidense dijo esperar que su siguiente reunión con su par chino sea fructífera, en medio de una escalada en las tensiones comerciales entre ambas naciones.

Reuters
13/05/2019
Actualización 13/05/2019 - 18:06
Donald Trump, presidente de EU.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, informó este lunes que se reunirá con sus pares de China, Xi Jinping, y de Rusia, Vladimir Putin, en la cumbre del G-20 que tendrá lugar en junio en Japón.

Trump sostuvo que espera que su reunión con Xi Jinping sea fructífera en medio de la escalada en las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

Más temprano este lunes, China anunció que impondrá aranceles a productos estadounidenses con un valor de 60 mil millones de dólares en respuesta al último incremento por parte de EU sobre 200 mil millones de dólares en importaciones chinas.

Estas tarifas, informó el Ministerio de Finanzas de China mediante un comunicado, entrarán en vigor el 1 de junio.

El viernes, Estados Unidos intensificó una guerra arancelaria con China al elevar los impuestos a productos chinos valorados en 200 mil millones de dólares.

La medida de China, ampliamente esperada después de que EU aumentó la semana pasada los gravámenes sobre bienes importados chinos por valor de 200 mil millones de dólares, elevó el temor a que las dos mayores economías del mundo entren en una disputa sin frenos que podría golpear al crecimiento global.

Un índice de las acciones mundiales bajó un 1.9 por ciento este lunes, su mayor caída diaria en más de cinco meses y la moneda china cayó a su nivel más bajo desde diciembre.

Trump, quien ha adoptado el proteccionismo como parte de su agenda "Primero Estados Unidos", dijo que hablaría con Xi Jinping en la cumbre del G-20 a fines de junio.

"Tal vez algo suceda", dijo Trump en declaraciones en la Casa Blanca. "Vamos a reunirnos, como saben, en el G-20 en Japón y creo que será una reunión muy fructífera".

Los agricultores estadounidenses se encuentran entre los más afectados por la guerra comercial, ya que las ventas de soja a China cayeron en picada y los futuros del grano en Chicago alcanzaron su nivel más bajo en una década.

Trump dijo este lunes que su gobierno planeaba entregar unos 15 mil millones de dólares para ayudar a los agricultores cuyos productos podrían ser objeto de represalia.

Los agricultores, que son una base política fundamental de los republicanos de Trump, se sienten cada vez más frustrados por las largas conversaciones comerciales y el fracaso para alcanzar un acuerdo.

El Ministerio de Finanzas chino dijo que planea establecer aranceles a importaciones que van desde 5 por ciento a 25 por ciento a 5 mil 140 productos estadounidenses en una lista revisada de 60 mil millones de dólares. Informó que entrarán en vigor el 1 de junio.

"El ajuste chino sobre aranceles adicionales es una respuesta al unilateralismo y proteccionismo estadounidense", aseguró el ministerio. "China espera que Estados Unidos vuelva al camino correcto de comercio bilateral y consultas económicas".

Trump ha acusado a China de incumplir los compromisos que alcanzó durante meses de negociaciones comerciales, lo que Beijing ha negado.

En medio de las negociaciones la semana pasada, Trump aumentó los aranceles sobre bienes chinos de 10 por ciento a 25 por ciento. La medida afecta a 5 mil 700 categorías de productos chinos, incluyendo módems de internet, routers y dispositivos similares.

Luego, el mandatario le ordenó al Representante de Comercio de Estados Unidos, Robert Lighthizer, que comenzara el proceso de imponer aranceles a las importaciones restantes de China, una medida que afectaría bienes por un valor adicional de 300 mil millones de dólares.

Beijing dijo este lunes que "nunca se rendirá" a la presión externa y sus medios estatales siguieron emitiendo fuertes comentarios, al reiterar que las puertas siempre han estado abiertas para conversar, pero prometieron que China defenderá sus intereses nacionales y dignidad.

En uno de los comentarios, la televisión estatal dijo que los efectos de las sanciones de Washington son "totalmente controlables".

Con información de Bloomberg.