India apunta a ser la quinta economía más grande del mundo... pero llegar no será fácil
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

India apunta a ser la quinta economía más grande del mundo... pero llegar no será fácil

COMPARTIR

···

India apunta a ser la quinta economía más grande del mundo... pero llegar no será fácil

La empresa financiera Nomura dice que el gobierno estará en el limbo hasta que se establezca una nueva administración en mayo, lo que representa un obstáculo para su economía.

Bloomberg | Vrishti Beniwal , Anirban Nag y Bibhudatta Pradhan
03/01/2019
Actualización 03/01/2019 - 21:06
India.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La economía de la India creció a un ritmo más rápido que la mayoría de las naciones importantes en 2018, y este año está a punto de superar a Reino Unido para convertirse en la quinta más grande del mundo.

Pero ese viaje no será fácil. El resultado de una elección general prevista para mayo es un escollo potencial para una nación golpeada por la crisis de los mercados emergentes y una derrota de divisas el año pasado. Además, cualquier intento por parte del gobierno de socavar la libertad del Banco Central y asaltar su capital excedente puede asustar a los inversores y acarrear consecuencias perjudiciales para la economía.

Aquí los temas clave para tener en cuenta en 2019:

Nomura Holdings estima que el crecimiento global se reducirá a aproximadamente 2.8 por ciento en 2019 desde el 3.2 por ciento en 2018, liderado por una desaceleración en China y una moderación en Estados Unidos y la zona del euro hacia tendencias a largo plazo.

"A medida que los impulsos cíclicos se vuelven menos favorables, esperamos que las exportaciones, la fabricación y el ciclo de inversión se debiliten en la India", dijeron los analistas de Nomura.

Después de elevar las tasas de interés dos veces el año pasado, 2019 podría ver el curso inverso del Banco de la Reserva de la India al renunciar a su sesgo de política monetaria 'halcón' a favor de una postura neutral.

Con la demanda a la baja y la desaceleración de los precios del petróleo, se espera que la inflación alcance el objetivo de mediano plazo de la Inspección Basada en Riesgo (RBI, por sus siglas en inglés) de 4 por ciento en el primer trimestre de 2019.

El comité de política monetaria de seis miembros puede incluso estar en posición de bajar las tasas de interés en el primer trimestre. La mitad del año, de acuerdo con algunos analistas.

Shaktikanta Das, el nuevo gobernador del Banco Central, es visto como más moderado con respecto a la política monetaria, diciendo que la inflación es benigna y que el crecimiento de apoyo es parte del enfoque del RBI. Su predecesor, Urjit Patel, quien inesperadamente renunció el mes pasado, tomó un enfoque más cauteloso sobre el crecimiento de los precios.

Los recortes en las tasas de interés podrían impulsar los préstamos y el crecimiento antes de las elecciones generales.

Con la elección más grande del mundo a la vuelta de la esquina, el primer ministro, Narendra Modi, está bajo presión para impulsar el gasto, especialmente para ayudar a los agricultores, para ganar el apoyo de los votantes y estimular una economía que está comenzando a desacelerarse. Cifras de tres meses mostraron que el crecimiento disminuyó a 7.1 por ciento desde el ritmo de más del 8 por ciento observado en el mismo periodo del año anterior.

Las presiones de gasto se intensificaron el mes pasado luego de los resultados decepcionantes del Partido Bharatiya Janata de Modi en las elecciones regionales, y las exenciones de préstamos agrícolas anunciadas por el partido opositor Congreso Nacional de la India en los tres estados que ganó del Partido Popular Indio (BJP).

El gobierno dice que está estudiando tres opciones, incluyendo un reparto en efectivo para los agricultores, para aliviar la angustia para los agricultores y obtener el apoyo popular antes de las elecciones. Ya ha reducido los impuestos sobre algunos bienes y servicios y ha anunciado exenciones en los retiros de pensiones para apaciguar a los votantes.

Estos se suman a los programas para garantizar los precios de los cultivos y la atención médica, cuyo impacto total se conocerá solo en el presupuesto, que se entregará el 1 de febrero.

Con el gobierno ya superando sus metas de déficit presupuestario en octubre, cualquier medida adicional deberá equilibrarse con las posibles reducciones en el gasto para cumplir con la meta fiscal del 3.3 por ciento del producto interno bruto para el año hasta marzo.

Una pérdida para Modi en la elección general es un riesgo en términos de continuidad de la política, y los inversores están observando los eventos de cerca.

Sonal Varma, economista en jefe de India en Nomura Singapur, espera que el gobierno esté en el limbo hasta que se establezca una nueva administración en mayo, lo que representa un obstáculo para el crecimiento del gasto en la primera mitad de 2019.